Web Analytics
Conecta con nosotros

Análisis

Harpoon RGB Wireless, análisis: un ratón con alma de navaja suiza

Publicado el

El Harpoon RGB Wireless es lo último de Corsair para el sector de ratones gaming de gama media, un modelo que destaca por ofrecer un diseño limpio y sencillo, y una gran versatilidad.

A la hora de elegir un ratón tenemos que tomar muchas decisiones y una de las más importantes es optar entre un modelo inalámbrico o uno cableado. Pues bien, el Harpoon RGB Wireless de Corsair hace que esa cuestión sea cosa del pasado, ya que podemos utilizarlo tanto de forma inalámbrica (Wi-Fi o Bluetooh) como cableada.

Esto lo convierte en un modelo muy interesante y hace que sea capaz de adaptarse a las necesidades de casi cualquier tipo de usuario, pero como veremos en este análisis no es el único valor que define al Harpoon RGB Wireless.

Antes de empezar damos las gracias a Corsair España por enviarnos un Harpoon RGB Wireless y por permitirnos trabajar con él sin prisa y con total libertad. Ahora sí, arrancamos, poneos cómodos que hay muchas cosas que leer.

Harpoon RGB Wireless: primer vistazo

Nada más sacarlo de la caja me he llevado toda una sorpresa. El Harpoon RGB Wireless es un ratón más pequeño de lo que acostumbro a utilizar a diario, y también el más compacto de todos los modelos de Corsair que he tenido la oportunidad de probar hasta el momento.

Cuando hablamos de ratones el tamaño importa, pero en este caso no debe llevarnos a error. Que el Harpoon RGB Wireless sea pequeño no significa que no sea cómodo, de hecho su ergonomía es sorprendentemente buena. En mi caso lo he utilizado con un agarre de dedos apoyando ligeramente la palma y la experiencia que he tenido ha sido estupenda.

En ratones de tamaño medio tirando a grande mi tipo de agarre suele ser de palma, aunque en casos concretos, como por ejemplo aquellos modelos que tienen un peso contenido, prefiero un agarre mas centrado en los dedos. Por eso decidí utilizar el Corsair M65 RGB ELITE sin las pesas, para reducir el peso al máximo y utilizarlo cómodamente con mi tipo de agarre favorito.

Volviendo al Harpoon RGB Wireless nos encontramos con un ratón pensado para una sujeción tipo garra, pero como dije también ofrece una experiencia perfecta con un agarre de dedos. La ergonomía y el diseño del ratón juega un papel fundamental en este sentido, pero también importa el peso y la calidad de construcción.

Este ratón tiene un formato muy compacto, un peso muy ligero (99 gramos) y presenta terminaciones laterales en goma rugosa. Todo esto hace que podamos moverlo sin esfuerzo y con total comodidad con cualquier tipo de agarre, sin renunciar por ello a precisión a la altura de lo que cabe esperar de un ratón gaming.

Pasamos a ver a continuación sus especificaciones clave antes de contaros nuestra experiencia de uso:

  • Ratón gaming con opción de uso cableado o inalámbrico (Wi-Fi y Bluetooth).
  • Terminación en plástico y goma de alta calidad.
  • Sensor óptico PMW3325, hasta 10.000 DPI.
  • Interruptores Omron con una vida útil de hasta 50 millones de pulsaciones.
  • Tecnología Corsair SLIPSTREAM para reducir la latencia en conexiones inalámbricas a 1 ms.
  • Dos botones laterales programables (seis botones en total).
  • Iluminación LED RGB personalizable a través de iCUE.
  • Cable trenzado de 1,8 metros.
  • Autonomía: hasta 60 horas con la iluminación LED RGB desactivada, hasta 30 horas con la iluminación activada.

Harpoon RGB Wireless: experiencia de uso

La configuración e instalación del Harpoon RGB Wireless  se mantiene en la línea habitual de los productos Corsair, lo que significa que es rápida y muy sencilla. Nada más conectar el ratón a un puerto USB éste empieza a funcionar, y el software iCUE nos permite personalizar totalmente la experiencia.

Si tenéis otros productos de Corsair y no habéis actualizado el software iCUE os recomiendo hacerlo, ya que es imprescindible para disfrutar al máximo de las posibilidades que ofrece el Harpoon RGB Wireless en su modalidad inalámbrica.

Conectar el ratón a través del USB no tiene misterio alguno, y utilizarlo en modo inalámbrico también es muy sencillo. En la parte inferior tenemos un pequeño espacio reservado al receptor Wi-Fi, solo tenemos que extraerlo, colocarlo en un puerto USB y activar el modo correspondiente en el ratón a través del botoncito que tiene justo en la zona inferior-izquierda de dicho espacio.

El cable que permite conectar el Harpoon RGB Wireless y actúa también como sistema de carga, lo que significa que no cuenta con soporte de carga inalámbrica. Es una lástima, ya que habría sido un valor añadido. A pesar de todo el cable es muy fácil de poner y de quitar, así que el proceso no tiene mayor complicación.

Como anticipamos al principio del análisis el Harpoon RGB Wireless es un ratón compacto y muy ligero. Las sensaciones que transmite al tacto son muy buenas, y el agarre que consigue es excelente a pesar de su tamaño. Lo he utilizado tanto de forma inalámbrica mediante Wi-Fi como cableada, y no he notado diferencia alguna. Esto quiere decir que este ratón es una buena opción tanto para aquellos que quieran jugar con cable como para aquellos que prefieran la libertad de una conectividad inalámbrica, y también para los indecisos que quieran alternar y disfrutar de lo mejor de los dos mundos en cualquier momento.

La interfaz del software iCUE es tan completa como cabría esperar. A través de ella podemos acceder a diferentes ajustes para personalizar nuestra experiencia y adaptar el Harpoon RGB Wireless a nuestras preferencias. Contamos con un total de cuatro categorías: acciones, efectos de iluminación, DPI y rendimiento.

Pasamos ahora a profundizar sobre la experiencia de uso. Como anticipé he utilizado el Harpoon RGB Wireless tanto en modo cableado como inalámbrico, y no he notado diferencia alguna. Esto es un buen síntoma, ya que confirma que la tecnología SLIPSTREAM de Corsair cumple con lo que promete, y que la latencia es mínima y no afecta al correcto funcionamiento del ratón.

En los modos jugador contra jugador de Destiny 2 pude rendir al mismo nivel utilizando el Harpoon RGB Wireless tanto con cable como sin cable, y tras varias horas de uso continuado no noté ningún tipo de molestia ni de cansancio.

Versátil en agarre y en opciones de conectividad, altamente personalizable y con un buen rendimiento tanto en juegos como en ofimática y navegación web, esas son las claves que definen, en general al Harpoon RGB Wireless, y que puestas en conjunto lo convierten en una auténtica «navaja suiza».

Notas finales

El Harpoon RGB Wireless es un ratón compacto y ligero que destaca sobre todo por su calidad de construcción y por su versatilidad. Ofrece una experiencia perfecta tanto en modo cableado como en modo inalámbrico, y gracias a su tamaño compacto, a su excelente agarre y a su buena autonomía es una solución viable tanto para equipos de escritorio como para portátiles.

No importa si quieres jugar o trabajar, si prefieres un tipo de agarre u otro, y tampoco si hoy quieres cable y mañana no, el Harpoon RGB Wireless está diseñado para adaptarse sin problemas a las preferencias de cualquier usuario, incluso aquellos que sean algo «cambiantes».

Un modelo muy equilibrado y bien terminado con unas prestaciones sobresalientes que resulta, sin duda, muy recomendable. Tiene un precio recomendado de 59,99 euros.

Valoración final
9 NOTA
NOS GUSTA
Compacto y ligero
Muy cómodo
Versátil
Buena calidad de construcción
A MEJORAR
Sin carga inalámbrica
Pocos botones personalizables
RESUMEN
Corsair nos ha sorprendido con el Harpoon RGB Wireless, un ratón bien terminado, personalizable, ligero y lleno de posibilidades. Sobresaliente.
Calidad de construcción9
Rendimiento9
Instalación y software9.5
Calidad/Precio8.5

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Top 5 Cupones

Lo más leído