Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Twitch y SoundCloud: por la música en streaming

Twitch, gracias al acuerdo alcanzado con SoundCloud, puede convertirse en todos esos escenarios que, por culpa del coronavirus, se han quedado vacíos

Publicado el
Stream musical de Víctor Mame en Twitch

La mayoría de las ocasiones, cuando hablo sobre Twitch con personas que no conocen las plataforma, veo que la percepción que tienen de la plataforma es errónea. O, para ser más exactos, está un tanto desactualizada. Y es que en la opinión de la mayoría, su contenido se limita a los juegos, y los streamers a una selecta casta de elegidos, generalmente llegados de YouTube. Hablo, claro, de estrellas consagradas en lo suyo como Rubius, AuronPlay, CristininiAlexelcapo.

El problema es que esa visión es, a día de hoy, bastante incompleta. Los juegos siguen siendo protagonistas de la plataforma, claro, pero ahora comparten espacio (y cada vez más) con canales de divulgación científica (como los populares Alex Riveiro y C de Ciencia), conversación (en los que el streamer charla con sus viewers de cualquier tema), relajación (especial atención a la categoría ASMR) y, lo que nos atañe en este caso, todo tipo de contenidos artísticos.

Un colectivo profesional que se ha visto especialmente dañado por el coronavirus es el de los músicos. Y es que para la inmensa mayoría de ellos los conciertos son su principal (en muchos casos única) vía de ingresos. Un tipo de actividad que, obviamente, y con todo el sentido del mundo, ha sido prohibida en buena parte del mundo para evitar las acumulaciones de gente en espacios reducidos, un escenario perfecto para la difusión del virus.

Conscientes de este problema, Twitch y SoundCloud han llegado a un acuerdo mediante el cual los artistas de ésta y de las categorías Pro, Premier y Repost by SoundCloud podrán obtener, de una manera especialmente rápida, el estatus de afiliado en Twitch. Y, de este modo, podrán empezar a monetizar sus directos en la plataforma para, así, paliar en cierta medida la pérdida de ingresos que ha supuesto la prohibición de los conciertos.

Para entender la importancia de este acuerdo hay que entender cómo clasifica y gestiona Twitch a sus streamers. Se agrupan en tres grandes categorías: usuario estándar, afiliado (affiliate) y socio (partner). El primero se obtiene de manera inmediata tras crear una cuenta en el servicio. Y esto es algo que suele sorprender a muchos usuarios que solo acceden a la plataforma para ver contenidos de terceros: desde ese minuto cero ya tienes tu propio canal. En este nivel, eso sí, no es posible emplear las vías de monetización del servicio.

Los siguientes escalones, afiliado y socio, sí que permiten ya tanto las suscripciones a canal como las donaciones en Bits (la «moneda» de la plataforma). Pero, para obtenerlos, es necesario cumplir unos mínimos determinados por la plataforma. Concretamente los exigidos para ascender al nivel de afiliado son los siguientes:

  • Al menos 500 minutos en total de emisión en los últimos 30 días.
  • Al menos 7 días únicos de stream en los últimos 30 días.
  • Un promedio de 3 espectadores concurrentes o más durante los últimos 30 días.
  • Al menos 50 Seguidores.

Son números que puede parecer humildes pero, en realidad, con la ingente cantidad de canales que existen ya en Twitch, alcanzarlos puede llevar un tiempo, al que habrá que sumar el que debe transcurrir desde que se alcanzan los objetivos y se solicita el cambio de categoría hasta que éste es concedido. Hablamos de semanas que, en estas circunstancias, pueden hacerse muy, muy largas.

Con el acuerdo suscrito entre ambas plataformas, este tiempo se reducirá drásticamente, puesto que los artistas de SoundCloud de las categorías mencionadas anteriormente solo tendrán que crear (si es que no la tienen ya) su cuenta en Twitch, rellenar un formulario que se ha puesto a su disposición y, en cuestión de días, serán promocionados a afiliados, sin necesidad de cumplir los requisitos que sí que se exigen al resto de usuarios. Así, las semanas se reducirán a días y, en ese momento, los músicos ya podrán empezar a contar con las funciones de monetización de la plataforma.

He de decir que me parece una gran iniciativa, que todo lo que sea apoyar a la difusión de la cultura y a los creadores (y más en circunstancias tan excepcionales como éstas) siempre es bueno. Ahora bien, también le pido a Twitch que cuide, todavía más que de costumbre, a sus streamers. Somos muchos (sí, me incluyo) los que llenamos buena parte de nuestro tiempo de ocio con estas personas que, en su mayoría, dan mucho y piden muy poco.

¿Tú consumes Twitch? ¿Sigues a algún artista de SoundCloud y esperas encontrarlo en Twitch? ¿Crees que con esta medida los músicos podrán sobrevivir? Y, por curiosidad personal, ¿sigues a algún streamer que no forme parte del top de la plataforma? Igual hemos coincido por ahí, en algún canal, y no lo sabemos… y vaya EFE, ¿verdad? :kappa

 

Imagen: Canal de Víctor Mame – Tu pianista de confianza, en Twitch

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café, un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

Lo más leído