Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Nuestros lectores hablan: iPhone 13, ¿un paso en la dirección correcta?

Publicado el
iPhone 13

No os voy a mentir, no tenía muchas expectativas de cara al lanzamiento del iPhone 13. Las filtraciones que habíamos ido viendo, y la posibilidad de que Apple considerase utilizar el nombre iPhone 12s por su gran parecido a dicho terminal, nos pintaban una renovación descafeinada, algo que, al final, se ha cumplido.

En términos de diseño, el iPhone 13 es, salvando el matiz de la reducción del tamaño de la muesca delantera y la configuración de la cámara trasera en diagonal, prácticamente idéntico al iPhone 12, y lo mismo aplica a todos los modelos que confirman esta línea. No hay novedades tampoco en los acabados, ni en la calidad de construcción, y este terminal sabe a poco en algunos aspectos si lo comparamos con los terminales Android más avanzados dentro de su rango de precios.

Qué puedo decir, no es la primera vez que Apple lleva a cabo una renovación de este tipo, y tampoco será la última. Ya vimos escenarios parecidos con el salto del iPhone 4 al iPhone 4s, o con la llegada del iPhone 5s, sucesor del iPhone 5. Sin embargo, en esta ocasión tenemos un problema importante, y es que el iPhone 13 no marca un salto importante frente al iPhone 12 ni siquiera en términos de hardware.

iPhone 13

Apple ha evitado comparar el SoC A15 del iPhone 13 con el SoC A14 del iPhone 12

Y francamente, eso no es buena señal, aunque de nuevo tampoco es la primera vez que Apple hace esto. Cuando una compañía compara un procesador nuevo con otro anterior es un buen síntoma porque, en definitiva, sabe que ha dado forma a una nueva generación que es claramente superior en términos de potencia, y probablemente también en términos de eficiencia. Obvia decir que, cuando no se produce esa comparación, es porque ocurre todo lo contrario.

Si extrapolamos esto al iPhone 13, y al SoC A15, todo parece indicar que Apple no ha comparado dicho SoC con el A14 porque las diferencias entre ambos serían demasiado pequeñas. No me sorprende, la verdad, al fin y al cabo tenemos un chip que monta una CPU que mantiene los seis núcleos divididos en dos bloques, uno de alto rendimiento y otro de alta eficiencia, y que retiene también una GPU Apple personalizada que traería cambios menores.

Tampoco hay novedades importantes ni en el apartado fotográfico ni en la pantalla de esta nueva generación de Apple, y todo esto hace que los cambios más llamativos acaben siendo, a nivel de hardware, el aumento de la capacidad de almacenamiento base, que pasa de 64 GB a 128 GB, y un posible aumento de la RAM, que subiría a los 6 GB en los iPhone 13 estándar y mini, y a los 8 GB en el resto de versiones.

Personalmente, lo tengo muy claro. Me toca renovar el iPhone 8 Plus, pero al final esperaré a ver qué hace Apple con el iPhone 14, un terminal que debería marcar un avance importante tanto en términos de diseño  como de hardware. Ahora os toca a vosotros, los comentarios son vuestros.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

4 comentarios
  • pues mi iphone X aguantara hasta la llegada del iphone 15 y asi lo cambio por un XS

  • Álvaro Lázaro Laín

    Por lo que se ve, los lectores no opinan. Bueno, daré mi opinión. Yo creo que el problema no es si van en la dirección correcta, sino si van hacia alguna dirección. La potencia de los Iphone 13 es casi igual a la del Iphone 12. Yo diría que es lo que tantas veces he leído en revistas de informática, cuando hablaban de Intel, los procesadores de la generación X es un refrito de la anterior. Pues eso digo yo. Es un refrito.

  • metalking

    opino igual tio es un refrito macho joder tio

  • metalking

    pues yo opino que es un refrito y el que traerá el cambio será el del próximo año eso creo yo tios y tias joder

Lo más leído