Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

El Intel Core i9-13900K podrá alcanzar los 350 vatios para maximizar el rendimiento

Publicado

el

Intel Core

Los procesadores Raptor Lake-S serán presentados oficialmente a finales de este año, pero gracias a las filtraciones y rumores que han ido apareciendo durante las últimas semanas tenemos bastante claro qué es lo que podemos esperar de esta nueva generación. Debo reconocer que no esperaba ninguna sorpresa importante, pero una nueva filtración nos ha dejado un detalle que, la verdad, resulta muy interesante.

Según la fuente de la noticia el Intel Core i9-13900K, el procesador estrella de la nueva generación de Intel, tendrá un modo PL1 de 125 vatios y un modo PL2 de 253. El primero se refiere al consumo a las frecuencias de trabajo base, y el segundo al consumo en modo turbo. Pues bien, a esos dos modos tendríamos que sumar un tercero que elevaría el TDP máximo hasta los 350 vatios, una cifra bastante elevada que, en teoría, permitiría un overclock muy elevado.

En este caso en concreto, Intel ha cuidado al máximo el soporte y la integración de ese modo de 350 vatios en placas base con chipset 700, así que debería producirse una mejora de rendimiento considerable siempre que la solución de refrigeración que utilicemos para enfriar el Intel Core i9-13900K sea capaz de trabajar con un TDP tan elevado. Obvia decir que, en este caso en concreto, sería imprescindible contar con un kit AIO de refrigeración líquida de tres ventiladores.

¿Y qué mejora de rendimiento ofrecería el Intel Core i9-13900K?

Intel Core i9-13900K

Pues alrededor de un 15% más de rendimiento, cifra que puede parecer poco de cara a justificar el incremento de 109 vatios, pero lo cierto es que sería suficiente para convertirlo en el procesador más potente del mercado de consumo general, y os voy a explicar por qué.

AMD ha confirmado que los Ryzen 7000 ofrecerán una mejora de rendimiento monohilo de un 15% frente a los Ryzen 5000, y no esperamos cambios en la cantidad de núcleos e hilos. Por su parte, Intel también aumentará el IPC con Raptor Lake-S, y la subida de frecuencias mejorará el rendimiento monohilo frente a Alder Lake-S. Esta generación ya superaba a los Ryzen 5000 en rendimiento monohilo, así que estoy bastante convencido de que los Core Gen13 no tendrán problemas para alzarse con la victoria, aunque en términos de consumo todo parece indicar que estos procesadores no serán tan eficientes como los Ryzen 7000.

Os recuerdo que el Intel Core i9-13900K tendrá 8 núcleos de alto rendimiento basados en la arquitectura Raptor Cove, 16 núcleos de alta eficiencia basados en la arquitectura Gracemont, 68 MB de caché (L2 + L3) y unas frecuencias de entre 4,8 GHz y 5,8 GHz, modo normal y turbo, aunque se rumorea que podría conseguir un pico de 6 GHz en monohilo gracias al Intel Thermal Velocity Boost.

Los procesadores Raptor Lake-S serán compatibles con las placas base actuales equipadas con socket LGA1700 y chipset serie 600, aunque será necesaria una actualización de BIOS antes de proceder a la instalación de un procesador Core Gen13 para que este sea reconocido correctamente. Los precios de esta nueva generación de CPUs no han trascendido, pero se comenta que serán un poco más caros que los Core Gen12.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído