La UE sanciona al Reino Unido

La UE sanciona al Reino Unido
15 de abril, 2009

La Comisión Europea ha abierto un expediente contra el Reino Unido por no aplicar de forma adecuada la norma comunitaria de confidencialidad en las comunicaciones que garantiza la privacidad de los usuarios. Bruselas estima así las repetidas denuncias de los internautas británicos contra la interceptación y uso de datos sin su consentimiento de las comunicaciones electrónicas, que llevan a cabo los proveedores con tecnologías como Phorm.

 

Las autoridades británicas tienen ahora dos meses para responder ante los cargos del expediente abierto, en un caso que puede llegar ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Bruselas recuerda que la legislación del viejo continente prohíbe la interceptación y/o vigilancia de las comunicaciones sin el consentimiento del usuario. Un “espionaje” de las redes, que utilizan habitualmente los proveedores de Internet con sistemas como Phorm, una tecnología con fines comerciales que investiga y analiza los intereses de los internautas para enviarles publicidad personalizada.

 

 

La operadora British Telecom admitió que probó Phorm en 2006 y 2007 sin comunicarlo a sus clientes, aunque explicó que esta tecnología cumple las leyes comunitarias y no almacena datos personas o historiales de navegación. Viviane Reding, comisaria europea de Sociedad de la Información, reconoce que Phorm y otros sistemas similares pueden ser “útiles” para las empresas y consumidores, pero advierte de que “deben utilizarse cumpliendo las normas comunitarias” destinadas a proteger la intimidad de los ciudadanos, es decir, siempre con consentimiento previo.

 

Desde el gobierno británico se ha indicado que “nos tomamos nuestras obligaciones de privacidad electrónica y protección de datos muy seriamente. Estudiaremos las cuestiones planteadas por la Comisión y responderemos en el plazo requerido”.

 

  • Share This