Web Analytics
Conecta con nosotros

Análisis

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos

Publicado el
Intel Core i5 10600K

La presentación de la arquitectura Comet Lake-S marcó la llegada de la nueva generación de procesadores de alto rendimiento del gigante del chip, y el Intel Core i5 10600K ha sido, sin duda, una de las grandes estrellas de dicha generación, no solo por sus especificaciones, sino también por la franja de precio en la que se ubica.

El Intel Core i5 10600K se puede encontrar actualmente por un precio variable en función del minorista en el que busquemos, pero ronda entre los 280 y los 305 euros. Ese rango es el más concurrido por los amantes del gaming, y también por aquellos que quieren montar un PC todoterreno sin tener que gastar una gran cantidad de dinero.

Si miramos a la competencia, vemos que AMD tiene el Ryzen 5 3600, que cuesta 190 euros; el Ryzen 5 3600X, que tiene un precio de 220 euros; y el Ryzen 5 3600XT, que se sitúa en los 270 euros. Los tres cuentan con seis núcleos y doce hilos, pero tienen unas frecuencias de trabajo distintas, lo que «justifica» la diferencia de precio que existe entre ellos. Hemos entrecomillado porque, en el fondo, podemos comprar un Ryzen 5 3600 y hacerle overclock, lo que hace que los otros dos modelos carezcan prácticamente de sentido.

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 31

Volviendo al Intel Core i5 10600K nos encontramos con un planteamiento similar, ya que cuenta con seis núcleos y doce hilos, pero gracias a la arquitectura de núcleo monolítico que utiliza Intel es capaz de funcionar a unas frecuencias de trabajo muy superiores, y alcanza unos niveles máximos con overclock que son, literalmente, imposibles para cualquier Ryzen actual.

Intel Core i5 10600K, una mirada técnica

Para entender mejor el contexto en el que nos movemos es necesario recordar que el rendimiento bruto de un procesador no se determina únicamente por las frecuencias de trabajo y el número de núcleos. Cada arquitectura tiene un IPC concreto, utiliza un proceso de fabricación determinado y tiene un conjunto de tecnologías que pueden afectar de forma sustancial a su desempeño. Intel y AMD utilizan arquitecturas distintas, y estas tienen sus ventajas y sus desventajas.

El Intel Core i5 10600K utiliza la arquitectura Comet Lake-S, está fabricado en proceso de 14 nm++, el mismo que utilizó la serie Coffee Lake Refresh, pero presenta pequeñas modificaciones a nivel de silicio que y de encapsulado que representan una mejora importante frente a generaciones anteriores. En este caso en concreto, Intel ha reducido el grosor del silicio para que el calor generado tenga un recorrido más corto y un encapsulado más delgado, y ha mejorado de forma notable el IHS al utilizar soldadura en lugar de pasta térmica. Al contar con matrices de silicio más delgadas y con soldadura en el IHS deberíamos contar, en teoría, con unas temperaturas de trabajo mucho más razonables.

Intel Core i5 10600K

En la imagen adjunta podemos ver el interior del Intel Core i5 10600K, la pastilla de silicio que da vida a este procesador. En la parte central tenemos un total de seis núcleos, divididos en dos filas de tres núcleos en cada una junto a su correspondiente bloque de memoria caché L3. En la parte de la derecha nos encontramos con la GPU integrada, y el «northbridge» a la izquierda. En la parte superior tenemos la controladora de memoria de 128 bits. Un sistema de interconexión Ringbus se ocupa de establecer la comunicación de todos los elementos del silicio.

A diferencia de lo que ocurre con los procesadores Zen 2 de AMD, que utilizan un diseño MCM en el que cada bloque de núcleos solo puede acceder a la caché L3 que tiene asignada, en el Intel Core i5 10600K tenemos un diseño de núcleo monolítico que permite que toda la caché disponible sea accesible por cada uno de esos seis núcleos. Este procesador suma 12 MB de L3 en total.

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 34

En el «northbridge» nos encontramos con una gran cantidad de elementos, como por ejemplo el complejo PCIE Gen3, la interfaz DMI y la controladora de memoria de doble canal (128 bits). La GPU integrada es, como dijimos, una solución basada en la arquitectura Gen9.5, lo que significa que está muy lejos de las versiones más actuales que hemos visto en los procesadores Intel Ice Lake, que utilizan GPUs basadas en la arquitectura Gen11.

El Intel Core i5 10600K no monta una GPU integrada de alto rendimiento, pero tampoco lo necesita. Es un procesador pensado, principalmente, para juegos, y es evidente que para sacarles el máximo partido necesitaremos una tarjeta gráfica dedicada. A nivel de especificaciones la GPU que monta este procesador dispone de 24 unidades de ejecución, suficiente para mover juegos de la generación anterior y títulos actuales poco exigentes, puede trabajar con contenidos multimedia en 4K y funciona sin problemas con conectores DisplayPort 1.4 y HDMI 2.0. Es compatible con HDR10 y Dolby Vision.

Intel Core i5 10600K

Como hemos indicado el Core i5 10600K tiene seis núcleos y doce hilos, gracias a la tecnología HyperThreading de Intel. Cada núcleo se ocupa de un proceso, y puede trabajar además con un subproceso (hilo), lo que nos deja dos hilos por núcleo. Esta tecnología permite mejorar en gran medida el rendimiento en entornos multihilo, siempre que las aplicaciones, y el sistema operativo, sean capaces de distribuir de forma correcta la carga de trabajo. Las tareas más importantes deben asignarse como proceso, y las menos exigentes como subproceso.

El rendimiento real no es el mismo que obtendríamos con un procesador de 12 núcleos, pero representa una mejora considerable, y supera de largo al que conseguiríamos con un procesador limitado a seis núcleos y seis hilos.

Pasamos ahora a ver las frecuencias de trabajo del Core i5 10600K. Este chip viene con un valor base de 4,1 GHz, un nivel bastante elevado ya que, como sabrán muchos de nuestros lectores, lo habitual es encontrarnos valores de entre 3,6 y 3,8 GHz dentro de esta gama. Gracias al modo turbo este procesador alcanza los 4,8 GHz con un único núcleo activo. Intel utiliza un modo turbo que escala las frecuencias de forma dinámica en función de la carga de trabajo, del número de núcleos activos, de la alimentación y de las temperaturas. Sin embargo, no está al nivel del Core i9 10900K, que utiliza Turbo Boost Max 3.0 y Thermal Velocity Boost para afinar al máximo el escalado de frecuencias.

Aunque Intel lista un TDP de 125 vatios (es lo que se conoce como PL1) el Core i5 10600K tiene un PL2 de 182 vatios. Este segundo valor es el que representa el consumo máximo del procesador a corto plazo cuando el modo turbo entra en juego, y supone, por tanto, un valor mucho más realista. Como hemos dicho el modo turbo escala en función de las temperaturas de trabajo, y también en función de los núcleos activos. A continuación os dejo un desglose de las frecuencias de trabajo del Core i5 10600K en sus diferentes modos:

  • Frecuencia base: 4,1 GHz.
  • Modo turbo con un núcleo activo: 4,8 GHz.
  • Modo turbo con dos núcleos y cuatro hilos activos: 4,7 GHz.
  • Modo turbo con todos los núcleos e hilos activos: 4,5 GHz.

La letra «K» confirma, por otro lado, que estamos ante un procesador preparado para hacer overclock, y que viene sin disipador. Esto quiere decir que, al precio de venta del chip, debemos añadir el coste de un sistema de refrigeración apropiado para mantener bajo control sus temperaturas de trabajo.

Intel Core i5 10600K

A continuación os dejo un resumen con las especificaciones básicas del Intel Core i5 10600K:

  • Arquitectura Comet Lake-S en proceso de 14 nm++.
  • Seis núcleos y doce hilos a 4,1 GHz-4,8 GHz, modo normal y turbo.
  • Multiplicador desbloqueado (soporta overclock).
  • 12 MB de caché L3.
  • TDP de 125 vatios.
  • Compatible con el socket LGA 1200 y chipsets serie 400.

Como sabrán nuestros lectores habituales la llegada de los procesadores Core de décima generación supuso el debut de una nueva generación de placas base, agrupadas alrededor de los chipsets serie 400 y equipadas con el socket LGA 1200. Esto quiere decir que el Core i5 10600K no es compatible con las placas base LGA 1151 con chipset serie 300 y anteriores.

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 38

Para sacar el máximo partido a los procesadores Core de décima generación serie «K» necesitamos una placa base con chipset Z490. Podemos encontrar una gran variedad de placas base equipadas con dicho chipset y sus diferencias no se limitan al diseño, se extienden a la calidad de construcción y a aspectos tan importantes como el VRM y la disipación de sus componentes clave. Esto quiere decir que no todas las placas base con dicho chipset están al mismo nivel en lo que respecta a potencia y amperaje, así que tenedlo en cuenta,

En la imagen adjunta podéis encontrar todas las claves del chipset Z490, utilizado en las placas base de gama alta para los nuevos procesadores Intel Comet Lake-S. A grandes rasgos es muy similar al chipset Z390, ya que cuenta con 24 líneas PCIe Gen 3, seis puertos SATA III, seis puertos USB 3.2 Gen 2, diez USB 3.2 puertos gen 1 y catorce puertos USB 2.0. Los elementos marcados en azul claro son opcionales.

Equipo de pruebas y resultados del Intel Core i5 10600K

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 40

Ya tenemos una idea más clara del Core i5 10600K y de la plataforma LGA 1200 de Intel. Hemos visto sus claves más importantes, así que estamos listos para comprobar qué puede dar de sí este procesador en términos de rendimiento, y también de eficiencia.

Antes de entrar a ver los resultados de cada una de las pruebas os dejo el resumen de componentes que hemos utilizado en el equipo de pruebas:

  • Procesador Core i5 10600K con seis núcleos y doce hilos a 4,1 GHz-4,8 GHz.
  • 16 GB (2 x 8 GB) de RAM Corsair DOMINATOR PLATINUM RGB WHITE DDR4 a 3,6 GHz CL18.
  • Placa base MSI MAG Z490 TOMAHAWK.
  • Corsair H100i RGB PRO XT como sistema de refrigeración líquida (AIO).
  • Tarjeta gráfica RTX 2080 Ti Founders Edition con 11 GB de memoria GDDR6.
  • SSD Samsung Evo 850 de 500 GB (sistema operativo).
  • SSD PCIE NVMe Corsair Force Series MP510 de 960 GB.
  • Windows 10 Pro de 64 bits.
  • Fuente de alimentación Corsair AX1000 80 Plus Titanium con certificación 80 Plus Titanio.

Intel Core i5 10600K: rendimiento en pruebas sintéticas

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 42 Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 44 Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 46Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 48

A frecuencias de stock el Intel Core i5 10600K se impone en casi todas las pruebas al Ryzen 5 3600X de AMD, un procesador que podemos considerar como su rival directo, una victoria por la mínima que es consecuencia directa de sus mayores frecuencias de reloj ya que, como hemos dicho, el Intel Core i5 10600K alcanza los 4,5 GHz con todos los núcleos activos en modo turbo.

Resulta curioso, no obstante, ver que en Cinebench R20 logra una ventaja clara en monohilo pero pierde en multihilo.

Intel Core i5 10600K: rendimiento en juegos

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 50Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 52Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 54Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 56Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 58

En juegos la cosa cambia, y de manera notable. A frecuencias de stock el Intel Core i5 10600K vence en todas las pruebas al Ryzen 5 3600X, y en algunos casos la diferencia llega a ser bastante grande (Battlefield V, por ejemplo), y eso que no hemos hecho overclock.

Os recuerdo que a mayor resolución menor dependencia del procesador y mayor impacto de la tarjeta gráfica en el rendimiento en juegos. Por eso he utilizado la resolución 1080p en la mayoría de las pruebas, aunque he acompañado también resultados en 1440p y 2160p para que tengáis una visión más clara del valor que ofrece el Intel Core i5 10600K.

Intel Core i5 10600K: overclock

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 60

Hacer overclock al Intel Core i5 10600K es coser y cantar, sobre todo si utilizamos la herramienta Intel Extreme Tuning Utility. Con la unidad que nos ha facilitado Intel he podido alcanzar los 5 GHz, pero superando la barrera de los 1,4 voltios, un valor que, en general, debemos considerar como el máximo «óptimo».

Con la unidad que nos ha proporcionado Intel solo pude llegar de forma estable a 4,9 GHz sin superar ese voltaje. La diferencia es de apenas 100 MHz, y a cambio nos movemos en unos valores más seguros, tanto a nivel de voltaje como de temperaturas, dos valores que, como sabrán nuestros valores más avanzados, pueden reducir la vida útil del chip cuando concurren de forma simultánea en franjas muy altas.

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 62Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 64Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 56Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 68Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 70

Como podemos ver en los resultados de rendimiento al hacer overclock el Intel Core i5 10600K se aleja un poco más del Ryzen 5 3600X, aunque las diferencias son mínimas conforme aumentamos la resolución. Ya os hemos explicado por qué en el apartado anterior.

Intel Core i5 10600K: temperaturas

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 72

El kit de refrigeración Corsair H100i RGB PRO XT cumple a la perfección y mantiene unas temperaturas muy buenas.

Tanto a frecuencias de stock como con overclock nos movemos en unos valores totalmente seguros. Tened en cuenta que con un sistema de refrigeración por aire esos valores serían muy distintos, salvo que optemos por modelos de alto rendimiento de fabricantes tan conocidos y fiables como Noctua, por ejemplo.

Notas finales: el rey en juegos tiene un precio, y es elevado

Intel Core i5 10600K, análisis: el rey en juegos 74

El Intel Core i5 10600K es un procesador muy potente, de eso no hay duda. Incluso a frecuencias de stock demuestra un gran rendimiento, supera a sus rivales directos y mantiene unas temperaturas de trabajo excelentes.

Podemos (y debemos) hacerle overclock, aunque el margen que tenemos es un poco más limitado de lo que nos gustaría. En este caso, manteniendo un voltaje óptimo, hemos estado limitados a 4,9 GHz, pero es lo que tiene la lotería del silicio, no todos los chips salen iguales y no todos tienen, por tanto, el mismo margen de overclock. Hay unidades del Intel Core i5 10600K que pueden alcanzar los 5,1 GHz de forma estable y con voltajes seguros, y otras llegan incluso a 5,2 GHz, pero no es lo normal.

Con todo, subir las frecuencias a 4,9 GHz nos da un impulso que, en algunos juegos, resulta considerable, y las temperaturas no se disparan a no ser que nos encontremos ante cargas de trabajo muy intensas y poco realistas.

Durante las pruebas las estabilidad del Intel Core i5 10600K ha sido total, hacerle overclock ha sido como dar un paseo por el parque, y ha demostrado que en términos de rendimiento bruto no tiene rival dentro de su categoría, especialmente en juegos. Sin embargo, presenta una contrapartida importante, y es que tiene un precio elevado.

Es más potente que un Ryzen 5 3600X, y supera igualmente al Ryzen 5 3600 XT, pero también es más caro. Si aspiras al máximo rendimiento posible y vas a jugar en resoluciones 1080p con tasas de refresco muy altas el Intel Core i5 10600K es una opción a tener en cuenta, pero si tu prioridad es el valor precio-rendimiento el Ryzen 5 3600 es mejor opción. No pases por alto tampoco el Intel Core i5 10600KF, una versión sin GPU integrada que se puede encontrar por unos 270 euros, y que ofrece un valor mucho más interesante.

Valoración final
8.5 NOTA
NOS GUSTA
Rendimiento en juegos.
Temperaturas.
6 núcleos y 12 hilos.
Fácil de overclockear.
A MEJORAR
El precio.
Sin disipador de serie.
Plataforma sin PCIe Gen4.
Overclock por debajo de lo esperado.
RESUMEN
El Core i5 10600K es un procesador muy potente que da lo mejor de sí en juegos. Incluso a frecuencias de stock demuestra un gran potencial, supera a sus rivales directos y mantiene unas temperaturas de trabajo excelentes, pero por desgracia tiene un precio elevado y se asienta en una plataforma que carece de los últimos avances del sector.
Rendimiento9
Temperaturas9
Overclock8.5
Calidad / Precio8
Plataforma8

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

15 comentarios
  • 1.44v… D.E.P

    Y por cierto, calidad precio 8/10… no sé yo, pero creo que es bastante peor…

  • Creo que es una nota pensando en el marketing del producto.
    Si lo unico que interesaba era compararlo es en juegos, era mejor mostrar el 1% low y el 95% que los FPS promedio. Se sabe que pierde en todo Intel, salvo en monohilo por su baja latencia y altos Ghz. Ademas, a nadie le importan las frecuencias hace años, pero aun tienes que leer: «alcanza unos niveles máximos con overclock que son, literalmente, imposibles para cualquier Ryzen actual» https://media0.giphy.com/media/sbK57wJO4z7jy/giphy.gif

  • Franncisco David

    no le va durar mucho tiempo el titulo de rey gaming … antes de que lleguen las fechas decembrinas ya hablaremos de los análisis AMD Ryzen 5 4600G vamos a ver como se dan de golpes con los i5 10600k que son cachondos y consumo elevado energía estoy seguro que por núcleo por hilo en cada juego rendirá más ryzen 46xxG con un consumo 65w y proceso 7nm que lo dejara KO… no es que sea fan de amd pero es que intel es la hora que no sale del proceso fabricación de los 14nm llevan varias generaciones sigue haciendo refritos aparte de que tiene problemas de seguridad serios y sobre todo los precios muy elevados con una motherboard Z490 que esta muy elevadas.

  • taserhmg

    Si los lanzan para esas fechas al consumidor muy bien. Por ahora solo OEM y no muchas señales de que eso cambie ahorita.

  • Land-of-Mordor

    «…En juegos la cosa cambia, y de manera notable. A frecuencias de stock el Intel Core i5 10600K vence en todas las pruebas al Ryzen 5 3600X, y en algunos casos la diferencia llega a ser bastante grande (Battlefield V, por ejemplo), y eso que no hemos hecho overclock…»

    Para mí lo más triste de la línea Core i 10XXX de Intel es que han tenido UN AÑO para batir por «mucho» a los Ryzen 3XXX y se quedan en sólo un par de fps en muchos juegos, mejor rendimiento exclusivamente en alguna aplicación o tarea sencilla (WinRAR) y sí diferencias notables en ciertos juegos. Sabe a poco tras 12 meses cuando está un gigante como Intel detrás.

  • Vicius Games

    Ok. Me gustaría y estaré el pendiente cuando salgan los ryzen nuevos y cambien las tornas a ver si son tan entusiastas también que por ahí algunas exageraciones he leído, digo yo, también dedicarían una nota igual de animada.

  • Tito Bridge

    Estoy de acuerdo, sobre todo si tenemos en cuenta que te obliga a gastarte un dinero en un disipador de calidad, mientras que casi todos los Ryzen (salvo excepciones) incluyen un disipador perfectamente capaz de mantenerlos en buenas temperaturas incluso con cierto nivel de overclock (aunque no tanto en Zen 2 como en las anteriores generaciones, ya van muy al límite)

  • Hugo Bravo

    a ese precio que tiene el core i5 10600k súmale un buen cooler decente de aire (50 dolares mas)

  • Hugo Bravo

    para alcanzar niveles altos de overclok tienes que tener una z490 , para que te lea mas de ddr4 2666 también es necesario una placa madre z490 , ojo este procesador no tiene cooler , si necesitas hacerlo funcionar en stock y temperaturas decentes simplemente un cooler de aire bueno de 50 dolares, para hacerle funcionar en altos niveles de overclock es necesario refrigeración liquida de 360 y de hecho ya incrementa el precio

  • Hugo Bravo

    para alcanzar esos altos fps se necesita tener una z490 para que la 10600k te lea rams de frecuencia alta . por que si le pones una mas barata te lee ddr4 2666 y perdió la ventaja del gaming

  • Además de la placa base, creo que las de la 10 gen no son baratas, sin embargo con AMD te compras una B450 de MSI por 100 euros y vas sobrado, o puedes hacer como yo, comprar la B450 pro carbon ac, y si quiero puedo meterle un 3950x que lo va a aguantar.

  • Tito Bridge

    La verdad es que las B450 (y algunas B350) aún siguen siendo buenas opciones por lo equilibrado de sus prestaciones. Sobre todo aquellas que usan VRM de buena calidad. Incluso por menos de 100€ se pueden encontrar opciones decentillas. Obviamente no muy recomendables para grandes overclocks o procesadores de más de 8 núcleos, pero sí suficiente para soportar un Ryzen 5 3600X (e inferiores) sin demasiados problemas.

  • Sinceramente, te compras una B450 con un VRM de calidad y ya, no te pierdes nada por ir a b550, total, si la mayoría de la gente va a meter una 2060 y un 3600, el PCIe 4.0 realmente no vale para mucho

  • Comprarse hoy en día un procesador Intel es como comprar un coche que va a diésel, simplemente no.

    AMD le gana por paliza en prácticamente todo.

  • fail0

    No me convence este micro para nada, el precio es una locura, y en las pruebas la diferencia con el rizen no es abismal, yo creo que en este análisis salió mas favorable el rizen que el core i5, me convenció más. Es mi opinión

Lo más leído