Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Dispositivos PLC para ampliar el alcance de nuestra conexión: ¿En qué casos son la mejor opción?

Publicado el
Dispositivos PLC y repetidores wifi

Los dispositivos PLC se han convertido en una opción muy socorrida para ampliar, de una manera sencilla, rápida y económica, el alcance de nuestra conexión a Internet. Sin embargo, su coexistencia con los repetidores Wi-Fi los ha colocado, en muchas ocasiones, en un más que injusto segundo plano.

Es muy fácil de entender. Cuando un usuario quiere ampliar el alcance de su conexión a Internet lo primero en lo que suele pensar es en un repetidor Wi-Fi. Es normal, al fin y al cabo es la solución más popular, y la más extendida, pero esto no quiere decir que vaya a ser siempre la mejor, de hecho es fácil encontrarse con casos en los que es todo lo contrario (la peor opción).

Sé que muchos todavía tenéis dudas sobre este tema, y por eso he querido dar forma a este artículo, donde voy a compartir con vosotros un análisis más profundo sobre los dispositivos PLC, pero con un enfoque muy concreto: determinar en qué casos son la mejor opción. Como siempre, si tras leer el artículo tenéis cualquier duda podéis dejarla en los comentarios, y estaremos encantados de ayudaros a resolverlas.

Los dispositivos PLC pueden llevar nuestra conexión a cualquier zona

Cuándo, y por qué, es mejor elegir dispositivos PLC

Partimos de una idea simple, quieres ampliar el alcance de tu conexión a Internet, pero no tienes claro cómo hacerlo. Actualmente, dispones de dos grandes opciones, los repetidores Wi-Fi, que se conectan a un enchufe y se encargan de repetir la señal que reciben del router, ampliándola y llevándola a otros rincones de nuestro hogar u oficina. Para que un repetidor Wi-Fi funcione bien debe:

  • Situarse a una distancia razonable del router.
  • No estar rodeado de muchos obstáculos, ni de fuentes de interferencia.
  • Cubrir una superficie razonable, ya que con la distancia la señal irá perdiendo fuerza.

¿Qué significa todo lo anterior? Pues muy sencillo, que un repetidor Wi-Fi puede ser una buena opción si vamos a cubrir, por ejemplo, una distancia relativamente pequeña, dentro de una misma planta, y sin demasiados obstáculos. Por contra, si queremos llevar nuestra conexión a Internet a otra planta, o a zonas que están alejadas y en habitaciones con bastantes obstáculos e interferencias, un repetidor no será una buena opción, porque la señal no llegará bien, si es que llega.

Los dispositivos PLC se conectan también en un enchufe, pero se vinculan al router de forma cableada, y llevan la señal de nuestra conexión a Internet a través del cableado de la red eléctrica. Para ello, cuentan con dos dispositivos, uno de entrada, conectado al router, y otro de salida, que va en el enchufe de la habitación donde queramos llevar nuestra conexión. Esto hace que sean ideales para superar varios pisos, y también zonas con muchos obstáculos.

Una de las limitaciones más importantes que plantean los dispositivos PLC es que nos obligan a conectarnos por cable, pero esta ha sido superada gracias a los modelos que integran, además, funciones de repetidor Wi-Fi. Los dispositivos PLC con repetidor Wi-Fi nos permitirán disfrutar de lo mejor de los dos mundos, y sin tener que hacer una inversión demasiado grande.

Contenido ofrecido por AVM FRITZ!

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído