Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Facebook cancela los planes para meter anuncios en WhatsApp

Publicado el
anuncios en WhatsApp

Facebook ha cancelado los planes para meter anuncios en WhatsApp. La información no es oficial, pero llega de un informe de The Wall Street Journal basado en fuentes internas.

La inclusión de anuncios en WhatsApp era una de las claves para aumentar el negocio publicitario de Facebook en 2020 y, de hecho, su desarrollo fue uno de los motivos principales que llevaron a los dos creadores de WhatsApp a abandonar años atrás la red social.

Hubo otros motivos, como el deseo de Facebook de usar masivamente los datos de usuario de WhatsApp y con ello debilitar su cifrado. Uno de los co-fundadores, Brian Acton, se fue de la compañía tuiteando #deletefacebook después de estallar el escándalo de Cambridge Analytica.

Facebook creó un grupo específico para buscar la mejor manera de incluir publicidad en el servicio de mensajería sin que los usuarios huyeran a otras alternativas similares o superiores en nuestra opinión como Telegram. Además, la implementación de vídeos con publicidad en los Estados de WhatsApp como estaba previsto (similares a los de Stories de Instagram) conllevaría un gran aumento de datos móviles a los que seguramente no estuvieran dispuestos a aceptar sus centenares de millones de usuarios.

anuncios en WhatsApp

Según WSJ, los planes han sido cancelados. El equipo especializado en publicidad se habría disuelto semanas atrás y también los que estaban destinados a programar el código. No se conocen los motivos y si únicamente se trata de una cancelación temporal, una vez que Facebook está enfocando la estrategia publicitaria en WhatsApp a su versión comercial para empresas, ne pleno crecimiento en países en desarrollo.

También se citan otros aspectos como el actual escrutinio sobre Facebook de los reguladores de medio mundo. El historial de la red social en seguridad y privacidad es terrible y seguramente no quiera abrir otro frente metiendo anuncios en WhatsApp. Hay que recordar que WhatsApp (e Instagram) han contribuido decisivamente a crear una base de 2.400 millones de usuarios, se están utilizando en un cruce de datos para muchos ilegal y a impulsar un servicio publicitario que otros consideran monopolístico.

La aprobación de la compra de terceras empresas como WhatsApp e Instagram se realizó demasiado a la ligera (a pesar de las advertencias) y hoy no son pocos, incluyendo el co-fundador de Facebook, Chris Hughes, que insisten en la necesidad de dividir Facebook en partes para no alimentar aún más al «monstruo», una vez que no ha llegado el prometido cambio de inflexión tras infracciones repetidas violando la privacidad de los usuarios.

Lo más leído