Web Analytics
Conecta con nosotros

Análisis

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm

Publicado el
Intel Core i5 11600K

El Intel Core i5 11600K es un procesador de gama media que compite, directamente, con el Ryzen 5 5600X de AMD, y que posiciona en uno de los niveles más concurridos y más importantes dentro del mercado de consumo general, el de los procesadores de alto rendimiento de menos de 300 euros. Al momento de escribir este artículo, el Intel Core i5 11600K cuesta, de media, unos 280 euros, lo que significa que es 80 euros más caro que el Ryzen 5 3600, y 80 euros más barato que el Ryzen 5 5600X.

Como podemos ver por el desglose de precios que os he dejado en el párrafo anterior, la configuración del mercado de CPUs de alto rendimiento dentro de la gama media es tan curioso como concurrido, y esto es bueno para el usuario. Podríamos meter también en la ecuación otras alternativas interesantes por valor precio-prestaciones, como el Core i5 11400F, un chip que es, junto con el Core i5 10400F, de los mejores procesadores de 6 núcleos y 12 hilos que podemos encontrar ahora mismo en el mercado dentro de la gama media económica.

Volviendo al Intel Core i5 11600K, el gigante del chip nos envío una unidad de este procesador junto con el Intel Core i9 11900K, cuyo análisis ya publicamos la semana pasada, pero por cuestiones de tiempo y de agenda tuve que posponer la publicación de su análisis.

Hoy, por fin, he podido terminar de escribirlo y de convertir las pruebas que hice en su momento en gráficas fáciles de interpretar, y estoy listo para compartirlo con vosotros. Os recuerdo, antes de empezar, que el Intel Core i5 11600K es el sucesor directo del Intel Core i5 10600K, un procesador que, como vimos en su momento, ofrecía un valor excelente en relación precio-prestaciones, y mantenía un consumo y unas temperaturas de trabajo bastante buenas, sobre todo teniendo en cuenta que estaba basado en el veterano proceso de 14 nm de Intel.

Intel Core i5 11600K frente a Intel Core i5 10600K: Estos son los cambios

Intel Core i5 11600K

El Intel Core i5 11600K utiliza una nueva arquitectura y abandona, por fin, la base que sentó Skylake allá por 2015. Dicha base, se ha mantenido durante los últimos cinco años, y ha estado presente, incluso, en la serie Comet Lake-S, lo que significa que el IPC se ha mantenido estático en los procesadores Intel de sobremesa hasta la llegada de Rocket Lake-S.

Antes de seguir hablando de este tema, vamos a ver las diferencias que presentan los Intel Core i5 11600K y Core i5 10600K:

Intel Core i5 11600K

  • Arquitectura Cypress Cove en proceso de 14 nm+++.
  • Seis núcleos y doce hilos a 3,9 GHz-4,9 GHz, modo normal y turbo.
  • GPU Intel UHD Graphics 750 (Xe Gen12).
  • Multiplicador desbloqueado (soporta overclock).
  • 12 MB de caché L3.
  • TDP de 125 vatios (PL1).
  • Compatible con el socket LGA 1200 y chipset H470 y Z490, y con la serie 500.

Intel Core i5 11600K

Intel Core i5 10600K

  • Arquitectura Comet Lake-S en proceso de 14 nm++.
  • Seis núcleos y doce hilos a 4,1 GHz-4,8 GHz, modo normal y turbo.
  • Multiplicador desbloqueado (soporta overclock).
  • GPU Intel UHD 630 (Gen9.5).
  • 12 MB de caché L3.
  • TDP de 125 vatios (PL1).
  • Compatible con el socket LGA 1200 y chipsets serie 400.

Tenemos cambios importantes que se centran en el cambio de arquitectura. El Intel Core i5 11600K utiliza la arquitectura Cypress Cove, una adaptación a los 14 nm de la arquitectura Sunny Cove, que fue concebida inicialmente para los procesadores Ice Lake (10 nm). Gracias a esta nueva arquitectura, Intel asegura haber conseguido una mejora del IPC de hasta el 19%, algo que, como vimos cuando analizamos el Intel Core i9 11900K, solo se cumple en casos, y en situaciones, muy concretas.

La nueva arquitectura marca, sin embargo, un cambio mucho más grande frente a generación anterior. El Intel Core i5 11600K viene con una GPU integrada UHD 750, que utiliza la nueva arquitectura Intel Xe Gen12, aunque adaptada también al proceso de 14 nm. Dicha arquitectura mejora, según Intel, hasta un 50% el rendimiento frente a la Intel UHD 630, basada en la arquitectura Gen9.5.

Por lo que respecta a la plataforma, el Intel Core i5 11600K utiliza el socket LGA1200, es compatible con placas base H470, Z490 y con todas las placas base equipadas con chipset serie 500, y tiene acceso, por tanto, a todas las novedades que ha introducido Intel con su nueva generación de chipsets, incluyendo el estándar PCIE Gen4, las funciones de overclock en la memoria en placas base B560 y H570 y el HyperThreading configurable por núcleo.

Intel Core i5 11600K

Intel Core i5 11600K: una mirada técnica

En la imagen adjunta podemos ver cómo luce Rocket Lake-S a vista de silicio. En el caso del Intel Core i5 11600K, tenemos un total de seis núcleos y doce hilos, lo que nos deja dos núcleos y cuatro hilos menos si lo comparamos con el Intel Core i9 11900K. Cada núcleo tiene 2 MB de memoria caché L3, y todos los núcleos están interconectados por un sistema «Ring bus» de Intel.

Tenemos un diseño de núcleo monolítico, así que todos los núcleos, y todos los elementos del procesador, incluida la GPU, se integran en una única pastilla de silicio. No hay cambios importantes frente al diseño que vimos en el Intel Core i9 11900K, más allá de la reducción de núcleos e hilos, y de la correspondiente disminución de la memoria caché L3. Si os fijáis en la parte de la derecha veréis el sistema PCIE, debajo del todo se encuentra la controladora de memoria DDR4 de 128 bits, en la parte de la izquierda tenemos la GPU Intel UHD 750.

Gracias a su diseño de núcleo monolítico, el Intel Core i5 11600K es capaz de alcanzar unas frecuencias de trabajo muy elevadas, aunque el escalado del modo turbo es más limitado que el de los Core i9 11900K, ya que no cuenta con las tecnologías Turbo Boost 3.0, Thermal Velocity Boost y Adaptive Boost. Esto hace que el escalado automático de las frecuencias de trabajo no esté tan afinado «al extremo» como en el caso del Intel Core i9 11900K, y que el overclock manual marque una diferencia considerable, aunque sobre ello hablaremos más adelante.

Como anticipamos, el Intel Core i5 11600K suma seis núcleos y doce hilos, tiene un alto IPC y alcanza frecuencias de trabajo elevadas. Esto lo convierte en una opción muy interesante para mover juegos de última generación, y también para trabajar con aplicaciones que requieran de un nivel de paralelizado moderado. Por lo que respecta a las tecnologías de última generación, el Intel Core i5 11600K no renuncia a nada, puesto que:

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 33

  • Es compatible con Intel Deep Learning Boost.
  • Soporta instrucciones de la Red Neural Vectorial (VNNI, por sus siglas en inglés).
  • Trabaja con instrucciones AVX-512.
  • Admite memoria DDR4 a 3.200 en configuración de doble canal (podemos alcanzar frecuencias mayores con overclock.
  • Dispone de 20 líneas PCIe Gen4.
  • Soporta Intel Quick Sync Video.
  • Ofrece decodificación de vídeo de alta eficiencia 10bit AV1/12bit y compresión de extremo a extremo.
  • Es compatible con la tecnología Resizable BAR, que permite a la CPU acceder de una vez a toda la memoria gráfica disponible.

El Intel Core i5 11600K tiene un modo turbo que ajusta las frecuencias de trabajo de forma dinámica en función de los núcleos e hilos activos, de la alimentación y de la temperatura, pero alcanza unos niveles más limitados frente al Core i9 11900K. Durante mis pruebas, he medido los picos máximos que puede alcanzar, funcionado de stock, en diferentes situaciones, y estos han sido mis resultados:

  • Un hilo activo: 4,89 GHz.
  • Entre dos y cuatro hilos activos: 4,87 GHz.
  • Cinco o más hilos activos: 4,60 GHz.

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 35

Con el Intel Core i9 11900K los valores del modo turbo eran mucho más interesantes, ya que alcanzaba los 5,3 GHz con un hilo activo, y mantenía 5,05 GHz con hasta doce hilos activos. A plena carga, con los 16 hilos activos, se mantenía en 4,76 GHz. A efectos comparativos, os dejo los valores que registraba el Intel Core i5 10600K para que podáis tener una visión más clara de cómo se comporta el modo turbo en ambos chips:

  • Un hilo activo: 4,8 GHz.
  • Entre dos y cuatro hilos activos: 4,7 GHz.
  • Cinco o más hilos activos: 4,5 GHz.

Queda claro que el modo turbo del Intel Core i5 11600K escala un poco mejor. Esto, unido a su mayor IPC, debería traducirse en una mejora de rendimiento considerable.

plataforma

Chipset Intel serie 500: Un vistazo a la plataforma

Cuando analizamos el Intel Core i9 11900K ya profundizamos en las novedades más interesantes que han traído los chipsets serie 500 de Intel, así que no vamos a repetir, de nuevo, todo lo que dijimos en su momento. Nos vamos a limitar a compartir con vosotros un desglose simplificado resumiendo sus claves más importantes. Si tenéis dudas, podéis consultar el análisis de dicho procesador siguiendo el enlace que os hemos dejado al principio de este artículo.

  • Soporte de overclock mejorado.
  • Podemos overclockear la memoria en placas base B560 y H570.
  • Soporte de WiFi 6E.
  • Soporte de Thunderbolt 5.
  • Intel Wireless-AX CNVi integrado.
  • Compatible con los procesadores Intel Core de décima generación.
  • Posibilidad de cambiar la frecuencia de la RAM sin reiniciar el PC, y de configurar la controladora en modo 2:1.

En la imagen adjunta encontraréis también un resumen simplificado con todas las claves que dan forma al chipset Z590 que, como sabrán muchos de nuestros lectores, es el tope de gama de esta nueva generación.

Os recuerdo que, para poder aprovechar al máximo un procesador serie «K», como el Intel Core i5 11600K, es necesario contar con una placa base equipada con chipset serie Z490 o Z590, ya que son los únicos que permiten hacer overclock al procesador. Las placas base con chipset B560 y H570 soportan overclock, pero limitado a la memoria RAM, como ya hemos indicado anteriormente.

Intel Core i5 11600K

Equipo de pruebas: Configuración y cosas que debes saber

El Intel Core i5 11600K tiene dos grandes rivales, el Ryzen 5 5600X, que posiciona muy por encima en términos de precio, como hemos dicho al principio del análisis, y el Ryzen 5 3600, que se sitúa en un nivel mucho más económico. Me habría gustado meter en esta comparativa al Core i5 10600K y al Ryzen 5 3600, pero no tenía unidades disponibles en el momento de realizar las pruebas, así que tuve que dejarlos fuera.

Para evitar discrepancias, hemos utilizado la misma configuración base en todas las pruebas que hemos realizado, tanto a nivel de memoria RAM como de tarjeta gráfica, de refrigeración y de sistema operativo. A continuación os dejo un desglose completo con las características de cada configuración para que lo tengáis claro.

Un apunte, aunque en la captura de CPU-Z veáis que las latencias de las memorias son CL17 ese no es el valor definitivo que utilizamos. El sistema arrancó por defecto con esa configuración, pero no era estable en Cinebench R23 y acabada dando un pantallazo azul. Al configurarlas manualmente en CL18, todo fue como la seda.

Equipo de pruebas con Intel Core i5 11600K

  • Sistema operativo Windows 10 Pro de 64 bits.
  • Procesador Intel Core i5 11600K con 6 núcleos y 12 hilos a 3,9 GHz-4,9 GHz.
  • Placa base ASUS Z590 Maximus XIII Hero.
  • 16 GB de memoria Corsair DOMINATOR PLATINUM RGB WHITE a 3.600 MHz CL18 (dos módulos de 8 GB).
  • Sistema de refrigeración Corsair H100i RGB PRO XT (240 mm) con dos ventiladores de 120 mm.
  • Tarjeta gráfica RTX 3080 Founders Edition con 10 GB de GDDR6X.
  • SSD Samsung Evo 850 de 500 GB (sistema operativo).
  • SSD PCIE NVMe Corsair MP400 de 4 TB.
  • SSD PCIE NVMe Corsair MP600 Core de 2 TB.
  • SHDD Seagate de 2 TB con 8 GB de SSD como caché.
  • Fuente de alimentación Corsair RM1000x con certificación 80 Plus Oro.

Equipo de pruebas con AMD Ryzen 5 5600X

  • Sistema operativo Windows 10 Pro de 64 bits.
  • Procesador Ryzen 5 5600X (Zen 3) con 6 núcleos y 12 hilos a 3,7 GHz-4,6 GHz.
  • Placa base Gigabyte X570 Aorus Ultra.
  • 16 GB de memoria Corsair DOMINATOR PLATINUM RGB WHITE a 3.600 MHz CL18 (dos módulos de 8 GB).
  • Sistema de refrigeración Corsair H100i RGB PRO XT (240 mm) con dos ventiladores de 120 mm.
  • Tarjeta gráfica RTX 3080 Founders Edition con 10 GB de GDDR6X.
  • SSD Samsung Evo 850 de 500 GB (sistema operativo).
  • SSD PCIE NVMe Corsair MP400 de 4 TB.
  • SSD PCIE NVMe Corsair MP600 Core de 2 TB.
  • SHDD Seagate de 2 TB con 8 GB de SSD como caché.
  • Fuente de alimentación Corsair RM1000x con certificación 80 Plus Oro.

Intel Core i5 11600K: Rendimiento en pruebas sintéticas

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 39Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 41Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 43Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 45Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 47

En las pruebas de rendimiento sintético vemos que el Intel Core i5 11600K y el Ryzen 5 5600X juegan en la misma liga. El primero logra algunas victorias, y en general tenemos un rendimiento muy parecido. La diferencia entre ambos no es grande, pero si hacemos un balance medio está claro que el chip de AMD consigue imponerse al chip de Intel. AMD retiene, por tanto, la corona del rendimiento.

Debemos tener en cuenta, no obstante, que el Intel Core i5 11600K mantiene el soporte de instrucciones AVX512 y la compatibilidad con Intel Deep Learning Boost, dos claves que lo colocan claramente por encima del Ryzen 5 5600X en ciertas pruebas. Para un usuario profesional que vaya a sacar partido a esas dos características, el chip de Intel sería la opción más interesante, sin ningún tipo de duda.

Intel Core i5 11600K: Rendimiento en juegos

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 49Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 51Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 53Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 55Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 57Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 59

Pasamos a ver los resultados en juegos, y de nuevo nos encontramos con un combate muy reñido. Por si alguien tiene dudas, os recuerdo que hemos utilizado resoluciones 720p y 1080p porque, a esos niveles, es donde más peso tiene el procesador en la tasa de fotogramas por segundo, ya que la RTX 3080 va mucho más suelta y demanda más datos al procesador, que tiene que trabajar a plena potencia para evitar convertirse en un cuello de botella. En resolución 4K, los papeles se invierten, y es la GPU la que soporta un mayor peso, lo que reduce el impacto del procesador.

Bien, con eso claro, estamos listos para analizar los resultados. La conclusión no es complicada, aunque ambos juegan, como hemos dicho, en la misma liga, el Ryzen 5 5600X queda un poco por encima del Intel Core i5 11600K. No obstante, la diferencia es muy pequeña, y se dejan notar sobre todo en 720p, una resolución que no es frecuente encontrar en un PC que utilice un procesador de más de 200 euros. En 1440p y 4K, la diferencia entre ambos procesadores es casi nula.

Intel Core i5 11600K: Overclock, consumo y temperaturas

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 61

El Intel Core i5 11600K viene con un modo turbo un poco mejor ajustado que el Core i5 10600K, aunque los valores que alcanza no se han llevado tan al extremo como en el caso del Core i9 11900K. Ya hemos explicado los motivos en el artículo, y es que el Intel Core i5 11600K no incorpora las tecnologías Turbo Boost 3.0, Thermal Velocity Boost y Adaptive Boost, que sí están presentes en el Core i9 11900K, y que marcan una diferencia considerable.

El modo turbo del Intel Core i5 11600K toca techo en los 4,89 GHz con un hilo activo, 4,87 GHz con hasta cuatro hilos activos, y se reduce a 4,60 GHz con cinco o más hilos activos. A priori, parece que tenemos bastante margen de overclock, pero la realidad es totalmente distinta. Con la muestra que he utilizado para este análisis, pude llegar a los 4,9 GHz utilizando un voltaje de casi 1,5V, pero no pude terminar de pasar Cinebench R23, así que decidí bajar a 4,8 GHz con un voltaje de 1,4V. A ese nivel, la estabilidad es total, pero el consumo y las temperaturas suben.

Intel Core i5 11600K, análisis: Creando valor en 14 nm 63

Hacer overclock al Intel Core i5 11600K es muy fácil, pero el margen de overclock que tiene ha quedado un poco por debajo de mis expectativas. La mejora de rendimiento que conseguimos al hacer overclock ronda entre un 2% y un 5%, dependiendo de cada aplicación y de cada juego en concreto. Con una frecuencia de 4,8 GHz, el Intel Core i5 11600K es capaz de situarse prácticamente al mismo nivel que el Ryzen 5 5600X en pruebas sintéticas, pero paga un alto precio a nivel de consumo y temperatura, y ni siquiera ese aumento de frecuencias le permite superar al chip de AMD en juegos.

¿Merece la pena hacer overclock? En este caso, sí, ya que el modo turbo no afina tanto como en los Core i9, y los valores de temperatura máximos son aceptables (no entramos en una franja peligrosa). Lo mismo aplica al consumo, puesto que en un escenario de uso normal no llegaremos a esos picos de consumo que registramos al estresar por completo la CPU.

Notas finales: Intel brilla en la gama media tras ajustar precios

Intel Core i5 11600K

Con la generación de procesadores Rocket Lake-S, Intel tuvo que hacer un claro movimiento de contención. El gigante del chip no había terminado de pulir el proceso de 10 nm, y por ello no podía lanzar una generación de procesadores de alto rendimiento para consumo general basados en dicho proceso.

En esa situación, Intel tenía dos opciones, esperar y no renovar catálogo, o lanzar una nueva revisión del proceso de 14 nm. Finalmente, la compañía de Santa Clara eligió la segunda opción, y con Cypress Cove demostró que tenía un as bajo la manga.

Sello MC Buena Elección

Sí, el Intel Core i5 11600K no logra superar al Ryzen 5 5600X, y registra unas temperaturas de trabajo y unos consumos elevados, pero posiciona en un nivel muy interesante gracias a su precio. Como anticipamos, el Intel Core i5 11600K cuesta unos 280 euros, mientras que el Ryzen 5 5600X cuesta 360 euros. La diferencia de precio que existe entre ambos es grande, pero en términos de rendimiento ya hemos visto que ambos juegan en la misma liga, y que el chip de AMD es solo un poco más potente.

Antaño decíamos que AMD ofrecía el mejor valor precio-prestaciones, y que Intel tenía la corona del rendimiento. Hoy, curiosamente, los papeles han cambiado, y el Intel Core i5 11600K es un claro ejemplo de ello. Un procesador potente, equilibrado y con un precio bien ajustado que no acusa tanto las limitaciones propias del proceso de 14 nm.

Si buscas un procesador de alto rendimiento pero no puedes pasar de los 300 euros, el Core i5 11600K es una opción a tener en cuenta. En caso de que busques un valor aún más ajustado en relación precio-rendimiento, los Core i5 10400F y Core i5 11400F son las mejores opciones que puedes encontrar ahora mismo.

Comprar en Amazon

Comprar en PcComponentes

Valoración final
8.7 NOTA
NOS GUSTA
Buen rendimiento.
Instrucciones AVX-512.
Optimizado para IA.
Plataforma avanzada.
PCIE Gen4.
Buen precio.
A MEJORAR
Nodo de 14 nm.
Eficiencia.
Temperaturas.
Poco margen de OC.
RESUMEN
Con la generación de procesadores Rocket Lake-S, Intel tuvo que hacer un claro movimiento de contención. El gigante del chip no había terminado de pulir el proceso de 10 nm, y por ello no podía lanzar una generación de procesadores de alto rendimiento para consumo general basados en dicho proceso. Antaño decíamos que AMD ofrecía el mejor valor precio-prestaciones, y que Intel tenía la corona del rendimiento. Hoy, curiosamente, los papeles han cambiado, y el Intel Core i5 11600K es un claro ejemplo de ello. Un procesador potente, equilibrado y con un precio bien ajustado que no acusa tanto las limitaciones propias del proceso de 14 nm.
Rendimiento8.5
Temperaturas8.5
Overclock8
Calidad / Precio9
Plataforma9.5

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

17 comentarios
  • Hugo Bravo

    en mi país el core i5 11600k está en similar precio que el ryzen 5 5600x

  • Gregorio Ros

    Lo que da un poco de pena es que gasten recursos en meterle una GPU, pocos que no le metan una dedicada acorde con el equipo. Sin la GPU consumiría un poco menos y puestos a gastar transistores gastarlos en cache.

  • javi

    fantastico procesador, esa igpu es MUY interesante. hay que tener un cooler decente, es lo unico malo

  • Forfarle

    y también existe la versión KF sin gráfica integrada con la que te ahorras algunos euros más aunque no la publiciten tanto

  • Hugo Bravo

    en japon practicamente esta al mismo rpecio que el 5600x , lo que pasa que no hay subidas de precio en amd en japon por que pueden denunciar de delito.

  • Hugo Bravo

    al tener una grafica dedicada los recursos del igpu o video integrado se anulan, prueba un 10700k y 10700kf usando cualquier grafica dedicada o externa vas a ver que consumen lo mismo

  • Isidro Ros

    Pero sigue ocupando espacio en el encapsulado, que es a lo que se refiere Gregorio. Solo tienes que ver la imagen a nivel de silicio que acompaña al análisis.

    Saludos.

  • Gregorio Ros

    Un desperdicio de oblea, cabrían varios núcleos más o podría reducirse el costo suprimiendo completamente el espacio.

  • taserhmg

    Se refiere a un diseño de una línea de cpus sin gráfica integrada, estilo ryzen. Las versiones f tienen igpu, pero está desactivada.

  • DAVID SALSERO

    Con ese consumo de energia a 14nm y ese elevado calor ni loco me lo compraria mas bien es un atraso prefiero a su homologo de AMD mucho mas fresco y con menos consumo.
    De todas maneras tendrás que ver el precio creo que ese intel ronda los casi 600€ y no te tendrás que comprar una nueva placa y no te valdrá para lo que viene que eso si será una revolución DDR5 + Pci 5.0 + fabricacion a 10nm yo si esperaria sino puedes lo tendría claro me compro un AMD

  • DAVID SALSERO

    jajajaja pues lo tengo calro el Ryzen 5 5600X

  • CaptainWhiteBear
  • javi

    claro, hay que valorar el conjunto, como dices

  • javi

    esa igpu viene de lujo para equipos de trabajo y oficina, es un gran acierto que amd comenzara a copiar en breve

  • Isidro Ros

    Extraído del análisis:

    «En caso de que busques un valor aún más ajustado en relación precio-rendimiento, los Core i5 10400F y Core i5 11400F son las mejores opciones que puedes encontrar ahora mismo».

    Por otro lado, AMD está en una situación similar con el Ryzen 5 3600 y el Ryzen 5 5600X. Esto, al final, es bueno para el consumidor.

    Saludos.

  • CaptainWhiteBear

    Si, pero a ver si se enteran ya, que desde que salió zen3 yo no solo no he visto que bajaran de precio los zen2, sino que encima hasta los he visto mas caros y en tiendas en los que apenas sintieron la falta de stock de los 5000. Pocas cosas mas absurdas he visto en mi vida…

  • Isidro Ros

    No se cuántas veces lo he dicho. AMD es una empresa, como Intel, y ambas quieren ganar dinero. Si no sienten necesidad de bajar precios, no lo van a hacer. Es totalmente normal, y no es nuevo, esta realidad ha estado presente desde que tengo memoria.

    Por eso, cuando alguno viene a decirme que defiendo AMD o a Intel, o que perjudico a uno u a otro no puedo evitar reírme, ya que en realidad los que hacen eso son ellos. A mi me da igual que tú compres un chip Intel o AMD, mi único objetivo es analizar y dar una versión realista de los procesadores de ambas compañías en cada momento concreto.

    Ahora mismo, Intel tiene un valor más sólido en relación precio rendimiento, y AMD lidera en rendimiento bruto. Han cambiado los papeles, básicamente, como digo en el análisis.

    Saludos.

Lo más leído