Web Analytics
Conecta con nosotros

A Fondo

Cinco cosas que ha demostrado Intel con Alder Lake-S

Publicado el
Alder Lake-S

Intel Alder Lake-S había generado muchas dudas. Esta nueva generación de procesadores de alto rendimiento prometía marcar un importante punto de inflexión en el sector, gracias a la integración de un bloque de núcleos de alta eficiencia junto al clásico bloque de núcleos de alto rendimiento. En efecto, esto suponía, a grandes rasgos, una adaptación del modelo big.LITTLE que llevaba tiempo imperando en el sector smartphone, y que la propia Apple decidió trasladar a sus SoCs serie M1.

No fue casualidad, y tampoco un movimiento carente de sentido, sino más bien todo lo contrario. Como os contamos en nuestro análisis del Intel Core i9-12900K, Alder Lake-S es el futuro hecho presente. Los motivos son evidentes, esta generación de procesadores nos permite disfrutar de lo mejor de dos mundos muy distintos: la eficiencia y la alta capacidad de paralelizado de los núcleos de alta eficiencia, y el excelente rendimiento monohilo de los núcleos de alto rendimiento.

Contar con ambos bloques de núcleos permite aprovechar mejor el espacio disponible en la pastilla de silicio, y en el encapsulado, y mejorar el rendimiento multihilo sin que se disparen ni el consumo del procesador ni las temperaturas de trabajo. El resultado que ha conseguido el gigante del chip con Intel Alder Lake-S ha sido fantástico, y eso que se trata de una generación de CPUs que acaba de llegar y que marca un cambio tan grande que, para poder aprovecharlo plenamente, será necesario superar un proceso de adaptación de optimización.

Los procesadores Intel Alder Lake-S han sido capaces de empezar a mostrar su potencial gracias a los esfuerzos que ha llevado a cabo Intel, tanto a nivel de hardware como de software, para que Windows 11 sea capaz de gestionar de forma eficiente los dos bloques de núcleos. Ya os contamos en su momento el papel que juegan, en este sentido, Intel Thread Director y Windows 11. No obstante, todavía existe margen de mejora, y es solo cuestión de tiempo hasta que la alta capacidad multihilo del Intel Core i9-12900K se empiece a aprovechar de una manera óptima en aplicaciones más mundanas.

Después de analizar el Intel Core i9-12900K, he podido aclarar muchas cuestiones que tenía antes del análisis, y he llegado a algunas conclusiones importantes que quiero compartir con vosotros en este artículo para que tengáis más claro qué supone la generación Intel Alder Lake-S, y qué logros ha conseguido en el sector de CPUs x86 de alto rendimiento. Como siempre, si tenéis cualquier duda podéis dejarla en los comentarios.

Alder Lake-S

1.-Intel Alder Lake-S recupera el liderato en IPC

Cuando hablamos de los procesadores Intel Alder Lake-S e IPC debemos diferenciar entre sus dos bloques de núcleos. Los núcleos de alta eficiencia, conocidos como «E-cores», utilizan la arquitectura Gracemont, están fabricados en 10 nm (Intel 7) y ofrecen, gracias a las numerosas mejoras que ha introducido Intel, un rendimiento similar al que podemos esperar de Skylake, y lo mejor es que lo consiguen ocupando una cuarta parte del espacio que necesita un núcleo Golden Cove.

Y hablando de Golden Cove, esa es la arquitectura que utilizan los núcleos de alto rendimiento presentes en los procesadores Intel Alder Lake-S, y es la que ha permitido a Intel recuperar la corona del rendimiento monohilo, gracias a su enorme IPC. Como os contamos en nuestro análisis, el Intel Core i9-12900K alcanzó los 800 puntos en CPU-Z y 1.888 puntos en Cinebench R23, cifras que le permiten posicionar muy por encima de cualquier procesador actual. De hecho, la diferencia frente a la arquitectura Willow Cove, presente en los procesadores Tiger Lake (Core de undécima generación), es muy grande (336 puntos más).

Ese salto en términos de IPC se deja notar también en el rendimiento multihilo, y permite a los procesadores Intel Alder Lake-S ofrecer un rendimiento similar, o incluso superior, al de algunos procesadores que tienen un mayor número de núcleos e hilos. No debemos olvidar que, además, esto supone una ventaja muy importante en aplicaciones que dependen más del rendimiento monohilo, juegos incluidos.

Alder Lake-S

2.-Los núcleos de alta eficiencia han sido todo un acierto

Fueron ampliamente criticados y cuestionados, pero tras ver el rendimiento que ofrece el Intel Core i9-12900K en multihilo frente al Ryzen 9 5950X, tengo muy claro que han sido todo un acierto. En Cinebench R23, de hecho, el chip de Intel quedó bastante cerca del procesador Threadripper 2990WX, un chip que suma 32 núcleos y 64 hilos. Recordad que el Intel Core i9-12900K tiene 16 núcleos y 24 hilos. Ambos registraron 30.054 puntos y 26.883 puntos, respectivamente, y sin overclock.

Que un chip con núcleos de alta eficiencia demuestre ese altísimo rendimiento multihilo es una señal inequívoca de que los núcleos de alta eficiencia no son un añadido sin valor. Ofrecen una relación rendimiento-consumo excelente, y juegan un papel muy importante a la hora de mejorar el rendimiento multihilo de los procesadores Intel Alder Lake-S con un impacto mínimo a nivel de silicio, y también a nivel de consumo y de calor generado, como os anticipamos al principios del artículo.

Por otro lado, no debemos olvidar de que los núcleos de alta eficiencia pueden sacar adelante tareas muy diversas, y que contribuyen a liberar a los núcleos de alto rendimiento de cargas que normalmente quedan en segundo plano, y que pueden lastrar el rendimiento del sistema. Estos núcleos son, además, configurables y personalizables, podemos hacerles overclock y desactivarlos si lo consideramos necesario.

Alder Lake-S

3.-Intel Alder Lake-S se integra en la plataforma más avanzada del momento

La plataforma siempre ha sido una parte importante de cualquier nueva generación de procesadores, y la serie Intel Alder Lake-S no puede ser la excepción. Ya lo dije en su momento cuando me preguntaron, antes de la llegada de esta serie, si era mejor optar por un Ryzen 5000 o por un Intel Core 11 en la gama media, y comenté que por plataforma iría a por el primero, pero que por valor precio-rendimiento optaría por el Core i5-11400F.

Con la llegada de Intel Alder Lake-S, el gigante del chip ha logrado recuperar el liderato en el sector de CPUs x86 de alto rendimiento, gracias al enorme salto en términos de IPC, a la innovación que representan los núcleos de alta eficiencia e Intel Thread Director como «director de orquesta», pero también ha logrado llevar al mercado de consumo general la plataforma más avanzada que existe, gracias al chipset Z690.

Las placas base con chipset Z690 integran un completo conjunto de especificaciones, incluyendo soporte para memoria DDR5, un estándar de nueva generación que promete romper la barrera de los 8 GHz, y también ofrecen una generosa cantidad de líneas PCIE Gen4. Por su parte, los procesadores Intel Alder Lake-S tienen un sistema con 16 líneas PCIE Gen5, otro estándar de última generación que está llamado a convertirse en el futuro del sector, y que dobla el ancho de banda del estándar PCIE Gen4.

Alder Lake-S

4.-El diseño de núcleo monolítico tiene mucha vida por delante

AMD decidió resolver las complejidades que presentaba incrementar el conteo de núcleos en CPUs x86 bajo un diseño monolítico optando, como sabemos, por un diseño MCM. Los diseños MCM consisten en unir varias pastillas de silicio para crear un procesador con un alto conteo de núcleos, pero que resulta económico y fácil de trasladar a la oblea.

Cuando vimos los buenos resultados que logró AMD, y los problemas que tenía Intel para superar las configuraciones de ocho núcleos yendo más allá del nodo de 14 nm bajo un diseño de núcleo monolítico, pensamos que al final el gigante del chip no iba a tener más opción que adoptar también un diseño MCM. Obvia decir que estábamos equivocados, ya que los procesadores Intel Alder Lake-S no utilizan un diseño MCM. Todos los elementos del procesador se integran en una única pastilla de silicio, y los bloques de núcleos de alto rendimiento y de alta eficiencia se comunican de forma directa a través del mismo ring bus.

Este mismo diseño se mantendrá en las futuras generaciones de procesadores Intel, conocidos provisionalmente como Raptor Lake-S y Meteor Lake-S, lo que significa que el núcleo monolítico tiene mucha vida por delante. Será interesante ver, eso sí, si Intel es capaz de integrar en Raptor Lake-S más de ocho núcleos de alto rendimiento, o si por el contrario decide elevar el máximo de núcleos recurriendo al bloque de alta eficiencia.

Alder Lake-S

5.-Overclock al alcance de todos, aunque cada vez es menos relevante

Con la llegada de los procesadores Intel Alder Lake-S, el gigante del chip ha aprovechado para introducir mejoras a nivel de overclock que hacen que este esté al alcance de los usuarios con menos experiencia. Los perfiles XMP 3.0 simplifican el oveclock en la memoria RAM, haciendo que subir las frecuencias sea tan fácil como hacer un simple clic en el perfil que queremos cargar, y también podemos hacer overclock automático al procesador a través de la herramienta Intel Extreme Tuning Utility.

El alto IPC de los procesadores Intel Alder Lake-S hace que incluso un simple aumento de 100 MHz marque una diferencia apreciable en pruebas sintéticas, pero al mismo tiempo incrementa el consumo de forma notable, y también las temperaturas de trabajo, como os contamos en nuestro análisis. Esto hace que debamos asumir un coste importante, en términos de eficiencia térmica y energética, para conseguir un poco más de rendimiento.

Con eso en mente, tengo claro que el overclock está hoy, más que nunca, al alcance de cualquiera, y que si compramos un procesador Intel Alder Lake-S serie «K» podremos sacarle un extra de rendimiento gracias al overclock, pero necesitaremos refrigerarlo muy bien, y en aplicaciones reales la diferencia en términos de rendimiento no será tan marcada. Esto, unido a lo bien que escala el modo turbo de estos nuevos procesadores de Intel, me lleva a la conclusión de que el overclock está perdiendo relevancia para el usuario medio, aunque obviamente sigue representando un valor interesante para el usuario avanzado, y también para los más exigentes.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

11 comentarios
  • ¿Dónde está el fanático radical de AMD? No lo he vuelto a ver por aquí. Él está ansioso por la salida de los refritos Zen 3+.

  • Virtualbox Vbox

    Ya tocaba que Intel, por fin, golpease la mesa. Y parece que la ha hecho con ganas y con los deberes hechos. Ahora hay que ver qué tal los i5 e i7, así como los de portátil. Pero de momento, la cosa promete.

    También va a ser interesante ver la respuesta de AMD.

  • Adrián Ramón Plá
  • Estamos hablando de tecnología y actualmente Intel volvió a tomar la delantera. Si tienes un Rizen o un Intel de unas pocas generaciones ¿para que dar el salto si aún cumplen? Solo es cuestión de tiempo.
    AMD adoptará big.LITTLE cuando Intel haya madurado la nueva tecnología.

  • Francisco González

    De seguro lo habrán sacado de aquí,lo malo con los fanboys es que piensan que ellos tienen la verdad absoluta cuando se trata de defender a una marca,como si les estuvieran pagando para que hablen solo de esa marca,pero no saben que la opinión de otros también vale como la de ellos,ahora con respecto a lo del articulo que hacen,se ven que tienen buena pinta si se ajustan bién al uso para el que están pensados,así como lo hizo Apple con sus M1 a pesar de que los programas y aplicaciones en un primer momento no estuvieran adaptados para esta nueva arquitectura,así que hay que hacerle seguimiento y de ser cierto,tendríamos otra buena alternativa y que obviamente los precios también puedan ser accesibles para los usuarios por todo lo que estamos pasando.

  • doc

    Me parece un muy buen despertar de la siesta de años por parte de Intel. Y a AMD parece que no le queda mas remedio que rendirse también a la tecnología big.LITLE, supongo que representa un nuevo «paradigma» para desarrolladores de x86 y no adoptarla se traduciría en menores rendimientos del software sobre el micro.
    Lo bueno es que empezó la lucha de precios, tímida, pero empezó. Habrá que seguir la novela de cerca.

  • Javi

    Lo que no entiendo es que mirando las placa base z690 pone que son compatibles con DDR4 de hasta 5200MHZ, no se pueden usar con DDR5 aun?

  • Mati PR73

    Hay placas base z690 compatibles con ddr4, y otras con ddr5 (nunca con ambas, o es con una o es con otra)

  • Isla Marco Sosa Reyes

    Exactamente hay placas con DDR4 y DDR5, aunque por le momento sólo hay Z690, el primer trimestre de 2022 se estrenan los demás chipstes

  • Isla Marco Sosa Reyes

    Exactamente

  • Isla Marco Sosa Reyes

    Es un tipo llamado DAVID SALSERO, y si sigue con su amado Zen3+ que ni se acaba de confirmar por parte de AMD y ya se esta acabando el año. Es un FAN declarado a Ryzen y casi casi le besa los pies a Lisa Su

Lo más leído