Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Pegasus fue empleado para espiar al Departamento de Estado de EEUU

Publicado el
Pegasus fue empleado para espiar al Departamento de Estado de EEUU

No corren buenos tiempos para NSO Group, la empresa creadora y responsable de Pegasus, un troyano spyware empleado en operaciones muy, muy concretas, es decir, dirigidas a determinadas personas. La compañía israelí solo ofrece su software (o al menos eso afirma) organizaciones gubernamentales que, además, deben haber sido previamente aprobadas por el gobierno israelí. De lo que podemos colegir, claro, que si el proceso de aprobación es activo, las autoridades del país tienen conocimiento prácticamente en tiempo real de qué organizaciones están realizando espionajes en cada momento.

No son buenos tiempos para NSO desde que Pegasus saltó a la opinión pública. La publicación de Proyecto Pegasus supuso otro jarro de agua fría, la revelación del espionaje a varios jefes de estado supuso el cruce de muchas líneas rojas y finalmente, hace tan solo unas semanas, la autoridades estadounidenses decidieron sancionar a Pegasus. Además, Apple también ha do a los tribunales contra los creadores de Pegasus, en una causa en la que persigue que NSO Group tenga prohibido el uso de cualquier software, servicio o dispositivo de Apple.

Si teníamos dudas por las razones que habrían motivado a la administración Biden a actuar contra NSO Group, ahora una revelación de la Agencia Reuters podría ponernos sobre la pista, y es que según dicha información, al menos nueve empleados del Departamento de Estado de EE. UU relacionados con Uganda fueron espiados con Pegasus. Recordemos que el Departamento de Estado en la parte del ejecutivo estadounidense responsable de la política exterior y las relaciones internacionales. Podemos equipararlo con el Ministerio de Asuntos Exteriores, para entender mejor su rol.

NSO Group afirma que Pegasus no puede espiar dispositivos con números de teléfono de Estados Unidos, y al parecer habría cumplido con dicha condición. Sin embargo, los funcionarios espiados habrían empleado teléfonos con números de teléfono de otros países (podemos inferir que al menos parte de ellos serían números de Uganda), y que por lo tanto la limitación de espionaje en Estados Unidos no se habría cumplido, y que por lo tanto Pegasus se habría visto involucrado en una acción de espionaje contra el gobierno de EEUU.

Pegasus fue empleado para espiar al Departamento de Estado de EEUU

NSO ha afirmado que la compañía no sabe a quién están espiando sus clientes con su software, así como que investigará lo ocurrido, y si encuentra algún cliente que está incumpliendo las condiciones aceptadas para emplearlo, verá cortado el acceso al mismo. Sonaría bien, de no ser porque el historial de Pegasus no es precisamente de matrícula de honor. Como ya pudimos saber gracias a Proyecto Pegasus, son múltiples los abusos cometidos mediante dicho software.

Esto tampoco parece haber gustado al Gobierno de Israel. «Los productos digitales como el mencionado [Pegasus] están supervisados ​​y autorizados para ser exportados a los gobiernos sólo con fines relacionados con la lucha contra el terrorismo y delitos graves«, dijo un portavoz de la embajada. «Las disposiciones sobre licencias son muy claras y si estas afirmaciones son ciertas, se trata de una grave violación de estas disposiciones«.

Por su parte, un alto funcionario de la administración de Biden, que habló con la condición de no ser identificado, dijo que la amenaza al personal estadounidense en el extranjero era una de las razones por las que la administración estaba tomando medidas enérgicas contra empresas como NSO Group y, lo que es más interesante todavía, planeando un debate público sobre el futuro de las herramientas como Pegasus. Una conversación encaminada a un mayor control a la exportación de dicho tipo de software, y que podría empezar a plantearse este mismo mes en la Cumbre por la Democracia, que comienza el 9 de diciembre.

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café, un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

Lo más leído