Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Adobe confirma que Flash no llegará con vida a 2021

Publicado el
Adobe confirma que Flash no llegará con vida a 2021

Sí, lo sé, hablar de Adobe Flash en 2020 puede parecer sorprendente. Sin embargo, y pese a que muchas personas piensan que el sistema que, en su momento, sirvió para llenar la web de contenido multimedia ya estaba muerto y enterrado, lo cierto es que a día de hoy sigue estando en uso en algunos lugares. Pocos, afortunadamente, pero los hay. ¿Quieres un ejemplo? Pues no dejes de visitar el banco de imágenes y sonidos de educacion.es, un portal dirigido a estudiantes y profesores y que depende del Ministerio de Educación y Formación Profesional. Cuando te hayas quitado el susto seguimos.

Pues bien, como te iba comentando, sé que hablar de Adobe Flash en 2020 puede parecer sorprendente, pero lo cierto es que sigue estando presente en la red y, es más, no ha sido hasta el año pasado en el caso de Google Chrome y Mozilla Firefox, y sorprendentemente principios de este mismo 2020 en el caso de Apple Safari, que sus responsables han decidido eliminar definitivamente el soporte o, al menos, limitar de manera muy estricta, esta ya arcana tecnología. Ah, por si te lo estás preguntando, Microsoft ha tomado otro camino, y seguirá dando soporte hasta la fecha prevista del apagón de Flash.

Y sí, hablo de fecha prevista porque Adobe ha publicado hoy, en su página web, el comunicado Adobe Flash Player EOL General Information Page. EOL es el acrónimo de End of Life, y en dicha comunicación viene a confirmar lo que ya sabíamos desde hace unos años, e intuimos incluso antes. Pero entonces, ¿por qué tiene importancia este comunicado? Pues porque, como suele ocurrir habitualmente, los anuncios de final de ciclo de vida hechos con años de antelación terminan teniendo algunas prórrogas. Es más, en el anuncio de 2017 Adobe habló de 2020, y no es hasta ahora que, apurando al máximo los plazos, lo fecha el 31 de diciembre, junto con las uvas de la suerte.

¿Y qué pasará el 1 de enero de 2021 con Adobe flash?

De cumplirse lo adelantado por la compañía, el plugin para los navegadores dejará de estar disponible en su web y ya no se publicarán actualizaciones de ningún tipo (ni siquiera de seguridad, sin duda las más valoradas por sus sufridores usuarios en la actualidad). ¿No te parece suficiente? Bueno, aún hay más y es que cumplida la flecha, el propio Flash Player bloqueará la reproducción de todo contenido de este tipo en Internet. Dicho de otra manera, la única función del player a partir del 1 de enero será impedir la reproducción. Paradójico, ¿verdad?

Si analizamos la historia de Flash podemos distinguir tres grandes periodos. El primero, claro, fue su eclosión, cuando de un día para otro la web empezó a llenarse de juegos, reproductores multimedia y una plétora de efectos que, no vamos a mentir, nos fascinaron. De repente las páginas eran más dinámicas e interactivas que nunca. Seguramente se pueda establecer una correlación clara entre su llegada masiva y un importante descenso en la productividad de todo el hemisferio occidental y una parte importante del austral. Es injusto negarlo, Flash llenó las páginas web de vida como nada lo había hecho hasta entonces.

Y todo era bueno hasta que, de repente, y en pleno apogeo de los smartphones, con el iPhone como máximo exponente, Steve Jobs se enfadó con Adobe y dijo que Flash no tenía cabida en el iPhone (y tampoco la tendría en el iPad). Tras una guerra entre ambas empresas, Apple se hizo con la suya, Google también empezó a mirar «raro» a la otrora alegría de la web y, con el complemento de las decenas de fallos de seguridad que empezaron a aparecer alrededor del player, inició su peregrinaje por una tortuosa senda llamada decadencia.

Finalmente, hace unos años, con HTML5 ya consolidado, Flash entró en una nueva fase, que podemos calificar como la de la irrelevancia. Durante años Adobe ha seguido dando soporte a esta tecnología, pese a que su fin se veía cada día más cercano. Y tanto ha sido así que, en la actualidad, muchas personas piensan que ya es una tecnología desaparecida. Todos menos unos cuantos que, o aprovechan lo que queda de año o, llegado el 1 de enero de 2021, descubrirán «por sorpresa» que sus webs ya no funcionan.

Y no sé, aunque por una parte celebro que llegue este momento, hay una parte de mí, llámese nostalgia, morriña o lo que sea, que no puede dejar de sentir que, aunque a día de hoy pueda resultar hasta divertido hacer algo de leña del árbol caído, lo cierto es que Adobe Flash (en sus orígenes Macromedia Flash) nos ofreció una nueva manera de ver y entender la web. ¿Sería Internet como es ahora de no haber sido por esta tecnología? Tengo mis dudas. Y con esto no pretendo justificar los errores, ni mucho menos, pero sí reivindicar que su papel, en sus primeros años, nos dejó a muchos con la boca abierta.

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café, un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

Lo más leído