Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Europa: más cerca del USB-C como cargador único

Publicado el
Europa: más cerca del USB-C como cargador único

El cargador único para teléfonos móviles y otros dispositivos es una vieja aspiración de las instituciones europeas. Ya en 2009 se produjeron los primeros movimientos, por parte de los reguladores, para acabar con el crisol de sistemas de carga que, en aquellos tiempos, sufríamos constantemente. Y es que recordemos que hablamos de los tiempos en los que cada fabricante tenía su propio sistema (o sistemas) de carga. Según datos de la Comisión Europea, cuando se iniciaron sus esfuerzos en este sentido, existían 33 tipos de cargadores en la Unión Europea.

Durante esta década, el caos se fue reduciendo, al punto de que la Comisión Europea afirma que en la actualidad ya son solo tres los tipos de cargadores, un gran avance que, no obstante, ha encontrado bastante resistencia en su fase final, dirigida a unificar los sistemas de carga de varios tipos de dispositivos. Una resistencia encabezada por Apple que, en su rechazo al cargador único, afirmó que va en contra de la innovación. poco después de que se confirmará que la iniciativa reguladora seguía muy viva.

Como recordarás, hace algo más de un mes se adelantó que la regulación ya estaba muy cerca y hoy la espera ha finalizado, puesto que como podemos leer en su página web, la Comisión Europea ha propuesto un cargador común para los dispositivos electrónicos. Y sí, has leído bien, no hablamos solo de smartphones, la norma afecta a teléfonos inteligentes, tabletas, cámaras, auriculares, altavoces portátiles y videoconsolas portátiles. Para todos los casos, el cargador único deberá emplear el estándar de conexión USB-C.

Adicionalmente, y en el contexto de los programas europeos para la protección del medio ambiente y la racionalización del consumo de recursos, la Comisión Europea ha propuesto que dispositivos y cargadores dejen de venderse en conjunto. Esta parte de la norma será peor acogida por los usuarios, si bien es cierto que a lo largo del último año ya son muchos los fabricantes que han empezado a aplicarla. El objetivo es fomentar el uso sostenible de los cargadores, algo que será más sencillo con la llegada del cargador único.

Estos son los puntos establecidos por la Comisión Europea para el cargador único:

  • Un puerto de carga armonizado para los dispositivos electrónicos: el USB-C será el puerto común, lo que permitirá a los consumidores cargar sus dispositivos con el mismo cargador USB-C, independientemente de la marca del dispositivo.
  • La armonización de la tecnología de carga rápida ayudará a evitar que los distintos fabricantes limiten injustificadamente la velocidad de carga y contribuirá a garantizar que la velocidad de carga sea la misma cuando se utilice un cargador compatible para un dispositivo.
  • La venta por separado de los cargadores y los dispositivos electrónicos permitirá a los consumidores adquirir un nuevo dispositivo electrónico sin un cargador nuevo. Con ello se limitará el número de cargadores no deseados adquiridos o sin utilizar. Se calcula que, al reducir el número de cargadores nuevos que se producen y eliminan, la cantidad de residuos electrónicos disminuirá en casi mil toneladas anuales.
  • Una mejora de la información dirigida a los consumidores: los fabricantes tendrán que facilitar información pertinente sobre el rendimiento de carga, incluida información sobre la potencia requerida por el dispositivo y si admite carga rápida. Esto facilitará que los consumidores comprueben si los cargadores que ya tienen cumplen los requisitos de su nuevo dispositivo o les ayudará a seleccionar un cargador compatible. Junto con las demás medidas, esta acción podría contribuir a que los consumidores limiten el número de nuevos cargadores adquiridos, y les ayudará a ahorrar 250 millones de euros al año en compras innecesarias de cargadores.

Europa: más cerca del USB-C como cargador único

Hay que tener en cuenta, eso sí, que esto no significa que el cargador único sea ya una realidad. Las cosas de palacio van despacio, que dice el refranero, y ahora la pelota está en el tejado del Parlamento Europeo y el Consejo Europeo, que deben adoptar la propuesta de la Comisión. Y una vez que esto haya ocurrido, se establecerá un margen de 24 meses para que todos los fabricantes afectados por esta regulación puedan adaptarse, pasando a hacer que sus dispositivos sean compatibles con el cargador único.

También debemos tener en cuenta otro aspecto importante, y es que este nuevo reglamento se refiere al estándar de conexión del cargador único, pero no a la parte relacionada con la fuente de alimentación empleada por el sistema de carga. Los planes de la Comisión Europea pasan por abordar este problema a finales de este 2021, si bien tendremos que contar con los largos plazos con los que se mueven los reguladores europeos, todavía tendremos que esperar unos años hasta que la Comisión y, en consecuencia, el resto de instituciones, establezcan las esperadas regulaciones al respecto.

No obstante, esto es una buena noticia. El cargador único no es sino un estándar, al igual que los enchufes eléctricos que tenemos en nuestras casas, por poner un solo ejemplo. ¿El problema? Que con estos plazos es difícil responder a la gran velocidad a la que se mueve el sector tecnológico.

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café, un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

3 comentarios
  • Álvaro Lázaro Laín

    Bueno, me alegro por la noticia. Parece que sí, nuestras instituciones europeas hacen cosas, aunque lentamente. Y es increíble la de «parlamentos» europeos distintos que hay,
    Saludos

  • jonathan

    por fin ya era hora de joder a apple y sus cosas propietarias

  • Benito Camelas

    Mejor con calma y con cabeza, que rápido y a lo loco… Yo todavía recuerdo cuando nos colaron las bombillas de bajo consumo justo un poco después de prohibir los termómetros de mercurio y o sorpresa… luego resultó que las bombillas de bajo consumo llevan vapor de mercurio, que si se te rompe una en casa tienes que dejar ventilar la habitación al menos 2 horas y aún así el metal pesado lo puedes tener ahí por mucho tiempo…

    Yo a la ley le pondría que el tema de incluir el cargador sea opcional y no obligar a incluirlo o no, ya que como le metas un cargador de x mha de más a un móvil que no lo soporte, te lo cargas, habrá que ver si luego no es peor el remedio que la enfermedad, pero estoy totalmente a favor de que obliguen a poner el usb-c como estándar para cargar dispositivos electrónicos, e incluso que pongan etiquetas de eficiencia energética en los cargadores como pasa con los electrodomésticos.

Lo más leído