Web Analytics
Conecta con nosotros

A Fondo

Tolerar la piratería puede beneficiar a consumidores, creadores y minoristas

Publicado el
Tolerar la piratería

Un nuevo estudio sobre piratería realizado por investigadores de tres universidades estadounidenses puede sorprender a más de uno porque asegura que “tolerarla” (hasta cierto punto) puede beneficiar a consumidores, creadores y minoristas.

Grupos de la industria del entretenimiento y de los derechos de autor han presionado duramente las últimas dos décadas para que gobiernos y reguladores implantaran medidas más estrictas contra la piratería. Hasta el punto de que han criminalizado a los mismos usuarios que pretendían convertir en clientes o han impuesto restricciones digitales lamentables perjudicando a clientes ‘legales’. 

El argumento es conocido. Las políticas de derechos de autor se basan generalmente en el supuesto subyacente de que la infracción del copyright tiene un efecto negativo directo sobre los ingresos de los titulares de derechos. Así, los informes de piratería publicados a bombo y platillo, subjetivos, dirigidos y pagados por la industria han proclamado “récords anuales” en los niveles de piratería y mostrado unas cifras de “pérdidas” que nadie con sentido común puede creer. Cuanto más difícil sea conseguir un tipo de contenido a través de canales no oficiales, más ingresos fluirán a los creadores, según este argumento.

Estudios como el encargado por la Comisión Europea (y que intentó ocultarse debido a sus conclusiones) no encontró evidencias que apoyara la idea de que la piratería tenga un efecto negativo en las ventas de contenido con derechos de autor, con la excepción de grandes éxitos cinematográficos en los primeros días de su exhibición.

Es más, el informe encontró que en algunos segmentos como el videojuego, la piratería tiene un efecto positivo en el sector. La explicación es que el jugador prueba un juego pirata y si le gusta, termina comprándolo en una plataforma legal como Steam, para tener acceso legal a su contenido, actualizaciones, expansiones gratuitas o a modos multijugador.

Por otro lado, hace mucho que se conoce que los “piratas” son también los que más contenido “legal” adquieren. Un estudio de American Assembly en 2012, indicó que los usuarios de redes P2P eran responsables de un 30% más de compras legales de compras de música en comparación con los usuarios que no hacen uso de estos servicios. No te sorprendas. Hay mucho estudio en este sentido, pero ha convenido obviarlos.

Por qué tolerar la piratería puede beneficiar a consumidores, creadores y minoristas

El estudio que nos ocupa, “La ‘mano invisible’ de la piratería: un análisis económico de la cadena de suministro de productos de información”, es otro de esos informes singulares cuyas conclusiones son contrarias a las de una parte de la industria y grupos de titulares de derechos. Ha sido publicado en el MIS Quarterly Journal y aunque es de pago, TorrentFreak nos cuenta lo más interesante.

Según su análisis, la piratería limita el poder de fijación de precios tanto de los desarrolladores como de los minoristasEsto reduce el impacto de la doble marginación, un fenómeno en el que varias empresas de la misma industria que tienen poder en el mercado, pero en diferentes niveles verticales, aplican sus propios márgenes. Ello induce doble subida por encima de los costes marginales aumentando -sin motivo- el precio final al cliente de un producto.

El informe toma como ejemplo la serie “Juego de Tronos”, de las más exitosas comercialmente y -seguramente- la más pirateada de la historia. Debido a que la piratería se ve como una forma de “competencia en la sombra”, el precio de un producto, como una suscripción de cable de HBO se acerca al óptimo económico.

“Cuando los bienes de información se venden a los consumidores a través de un minorista, en ciertas situaciones, un nivel moderado de piratería parece tener un impacto sorprendentemente positivo en las ganancias del fabricante y el minorista, al mismo tiempo que mejora el bienestar del consumidor”, escriben los autores. “Tal situación (win-win-win) no solo es buena para la cadena de suministro, sino que también es beneficiosa para la economía en general, añaden.

Siguiendo la lógica del informe y el ejemplo de Juego de Tronos, la amenaza de la piratería mantiene bajo el precio de las suscripciones de HBO. Ni el creador ni los operadores de televisión por cable y satélite (minorista) cobran de más, a pesar de sus monopolios relativos. Esto significa un mejor precio y más consumidores legítimos.

El estudio no fomenta la piratería ni aconseja a la industria que “abra el grifo” de repente, pero sí que observe las conclusiones porque no todo es lo parece. “Simplemente, en el contexto del mundo real, fabricantes y minoristas deben reconocer que un cierto nivel de piratería o su amenaza puede ser realmente beneficiosa y, por lo tanto, deben ejercer cierta moderación en sus esfuerzos contra la piratería”Sorprendente estudio que seguramente se ha pasado por alto y un extremo que empresas y gobiernos deberían tener en cuenta para considerar futuras medidas contra la piratería.

Tolerar la piratería no es nuevo

Las conclusiones se basan en un modelo económico que se limita a los bienes de información vendidos por los minoristas. La piratería no siempre tiene un efecto positivo, pero esta investigación muestra que puede ayudar a mantener equilibrados los precios de mercado y en definitiva ganar clientes.  

“Una estrategia de este tipo sería coherente con la forma en que otros han descrito la actitud de HBO hacia la piratería de sus productos”, añaden en el sentido de “tolerar la piratería”. Y es que, por mucho que insistan desde los grupos de derechos de autor un material pirateado no equivale a una venta menos de ese contenido

crackear Office 2019

La piratería “controlada” es algo que practican (aunque de otra manera) desde hace décadas otras compañías que todos conocemos. El mayor exponente es Microsoft con Windows u Office para que el uso masivo de los consumidores los convierta en estándares de facto y así venderlos a los fabricantes OEM preinstalado y a las empresas como licencias en volúmenes para monopolizar un mercado. 

De otra forma no se entiende que se permita vender en una tienda oficial como eBay “licencias de Windows a 1 euro” cuando Microsoft lo vende en retail por más de 200. Lo mismo con Office, con decenas de cracks que corren por la red para piratear la suite. ¿Crees que un usuario común usaría Office 2019 si tuviera que pagar un mínimo de 149 euros teniendo totalmente gratis y legal una alternativa tan válida como OpenOffice? ¿Crees que si un usuario tuviera que pagar los 259 euros que cuesta Windows 10 Pro no probaría una distro GNU/Linux gratuita? Te toca opinar de todo esto.

Coordino el contenido editorial de MC. Colaboro en medios profesionales de TPNET: MCPRO, MuySeguridad, MuyCanal y Movilidad Profesional.

Lo más leído